Sociedad

La OMS pide el cese de la publicidad de alimentos poco saludables destinados a los niños en internet

Pretenden el consumo de productos ricos en grasas, azúcar y sal que aumentan la obesidad infantil

La OMS pide el cese de la publicidad de alimentos poco saludables destinados a los niños en internet
MARÍA TERESA BENÍTEZ DE LUGO Ginebra - Actualizado: Guardado en:

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha puesto en marcha una campaña para intentar acabar con los anuncios de alimentos por internet dirigidos a los menores de la región europea que promueven el consumo de alimentos ricos en grasas, azúcar y sal poco saludables y que, además, aumentan la obesidad infantil.

El objetivo de este organismo es acabar con los atractivos anuncios de golosinas o de cómida rápida frecuentemente visibles en internet antes o después de un video, en las redes sociales o a través de ventanas que se abren cuando se navega por la Red. Este tipo de publicidad tiene una gran visibilidad y, según la OMS, afecta principalmente a los menores.

Para vender más la industria agroalimentaria no duda en recurrir a dudosas estategias de marketing que incitan a los niños a consumir alimentos poco saludables y que contribuyen, en gran medida, a crear un terreno propicio a la obesidad mediante el anuncio de alimentos demasiado dulces o salados a bajo precio.

Este tipo de alimentos es cada vez más visible en internet siendo cada vez más fácil adquirirlos. Además, este tipo de publicidad puede influir en las preferencias y en las costumbres alimentarias de los niños y contribuir al aumento de la obesidad, señaló el estudio de la OMS.

Detener la amenaza

Titulado «La lucha contra la publicidad infantil en un mundo digital», el estudio pide que los responsables políticos tomen medidas inmediatas para detener esta amenaza, ya que debido al vacío jurídico que existe en Europa respecto a la materia, la industria alimentaria hace todo lo posible en materia de publicidad numérica para aumentar sus ventas.

La OMS advierte que los anuncios numéricos son más impactantes porque pueden adaptarse a un público específico apuntando directamente a cada niño o a sus redes sociales. El hecho de que sus padres no ven lo que hacen sus hijos cuandoestán conectados aumenta la amplitud de este problema.

Con técnicas sofisticadas, las plataformas numéricas pueden colectar numerosos datos sobre los internautas y difundir anuncios según sus comportamientos a través de los datos de geolocalización de los teléfonos móviles que permiten enviar publicidad en tiempo real cuando los utilizadores se encuentran cerca de un punto de venta.

Las campañas anti obesidad de los gobiernos están en peligropor esta falta de reglamentación, advierte la OMS. Actualmente, más del 60% de los niños que tienen sobrepeso antes de la pubertad estarán en sobrepeso cuando lleguen a adultos y se estima que ya hay un 25% de niños en edad escolar en Europa que pesan demasiado o son obesos.

«Este resultado es inquietante porque el sobrepeso y la obesidad juegan un papel fundamental en el aumento de las enfermedades cardiovasculares, el cáncer y la diabetes las cuales pueden aumentar debido a este tipo de publicidad en internet», afirmó el doctor Gauden Galea, director en la división de enfermedades no transmisibles de la OMS/Europa.

La oficina de la OMS para Europa pide a los gobiernos que establezcan una reglamentación que proteja tanto a los niños que están conectados a internet como a los que usan el ordenador sin conexión y que se defina claramente la franja de edad y los tipos de publicidad a las que se aplican estasmedidas.

Desde 2007, veintidós anunciadores del sector alimentario -entre los que se encuentran Coca-Cola, Ferrero, Nestlé, McDonald’s o Burger King- se comprometieron a no comunicar a menores de doce años alimentos poco sanos. Las asociaciones de consumidores europeas argumentan que estaspromesas no han sido cumplidas.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios