Sociedad

El Papa visita por sorpresa a neonatos enfermos y ancianos terminales

Las familias y el personal médico reaccionaron con sonrisas y lágrimas de emoción

El Papa visita por sorpresa a neonatos enfermos y ancianos terminales

El Papa Francisco ha visitado por sorpresa en la tarde del viernes la unidad de neonatos del hospital romano San Giovanni, donde se encontraban 12 niños de pocos días o semanas, entre los que se cuentan cinco gravemente enfermos.

Francisco ha entrado vestido con la bata y otros medios de protección higiénica requerida en las zonas de cuidados intensivos. Se ha parado ante cada una de las incubadoras y ha saludado a algunos padres que estaban allí en ese momento, y que no lograban dar crédito a sus ojos.

A continuación, el Papa ha visitado la zona de pediatría infantil, donde la reacción de los niños y familiares ha sido la misma: sonrisas, abrazos y lágrimas de emoción.

El Vaticano ha informado que tanto esa visita como la realizada poco después a una residencia de ancianos dependiente del hospital Gemelli se enmarcan en los «viernes de la misericordia», que incluyen desplazamientos por sorpresa a centros de recuperación de drogodependientes, acogida a personas sin techo, etc.

La llegada sin previo aviso es necesaria para que el Papa pueda encontrar a las personas en situación normal, sin preparativos especiales, sobrecarga de visitantes ni presencia de periodistas.

El asilo para ancianos visitado al final de la tarde acoge a una treintena en fase terminal, y Francisco ha recorrido todas las habitaciones. La doble visita tiene por objeto, según el Vaticano, subrayar la importancia de «la vida humana, desde su primer instante hasta su final natural» y de «prestar atención a las situaciones más débiles y precarias».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios