Sociedad

Movilización de los internautas para dar techo a una pareja de ancianos de Sevilla que vive en la calle

El Ayuntamiento de Sevilla les ofrece dormir en un albergue, pero si acceden tendrían que separarse

Mari Carmen y Juan José apenas tienen una pensión de 360 euros por los años trabajados de su marido
Mari Carmen y Juan José apenas tienen una pensión de 360 euros por los años trabajados de su marido - CHANGE.ORG
ABC Madrid - Actualizado: Guardado en:

A veces fijar la vista en lo que vemos a nuestro alrededor puede tener consecuencias impredecibles. En este caso, que Mario Moya decidiera indagar sobre la pareja de ancianos que viven al raso en la Avenida Menéndez Pelayo de Sevilla e iniciar una petición de firmas online en la plataforma Change.org podría cambiar la vida de Mari Carmen y Juan José, si las autoridades acceden a concederle un alquiler social. Ella originaria de Badajoz, de 61 años, y él nacido en Dos Hermanas (Sevilla), de 70 años, tienen una escasa pensión de sólo 360 euros y no se pueden permitir un alquiler en el mercado libre.

Como comenta Mario Moya, cuya petición está dirigida a la presidenta de la Junta de Andalucía Susana Díaz y a delegado del Área de Bienestar Social y Empleo del Ayuntamiento de Sevilla , «Mari Carmen y Juan José no pueden seguir en la calle. Han sido personas trabajadoras y honradas y nunca han dado ningún problema (he preguntado a muchos establecimientos y vecinos de la zona al respecto)». Hasta el momento, de las 75.000 firmas que se han fijado como objetivo ya han logrado 60.424 y una importante repercusión en medio de comunicación.

Lanzada hace tres días, en el texto que acompaña a esta iniciativa Moya se muestra muy conmovido por la situación de ambos y relata la actuación de los servicios sociales, que no duda en criticar. Precisamente tras llamar al Centro de Acogida de Sevilla, delante de una patrulla de la Policía Local que ya conocían la situación de este matrimonio que llevan un año viviendo en la Avenida Menéndez Pelayo de Sevilla, desde esta instalación le replicaron que nada podían hacer por ellos sino les decía algo el 112, remitiéndose al protocolo.

Una contestación que a los agentes no les gustó, a decir de Moya: «Los policías locales actuaron compadeciéndose de la situación y desde la emisora comenzaron con el protocolo de actuación en este caso, levantando acta con mis datos personales». En este sentido, la Policía aseguró que pronto una furgoneta de los servicios sociales les traería comida y les intentarían auxiliar. «Estuve hasta las dos y media de la madrugada con Mari Carmen y Juan José esperando que llegase esa ayuda y cuatro días después, todavía nadie ha llegado», constata este ciudadano quien ha decidido dar un empujón con su petición en Change.org.

El objetivo no es otro, que Mari Carmen y Juan José puedan pasar las navidades bajo techo en un alquiler social. A ser posible sin necesidad de separarse. Esperemos.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios