Vista de la producción de huevos de una granja en Putten (Holanda)
Vista de la producción de huevos de una granja en Putten (Holanda) - EFE

Los huevos contaminados con fipronil se extienden

Francia, Reino Unido, Suecia y Suiza analizan partidas de huevos procedentes de Holanda y Alemania por el caso de un pesticida prohibido para uso alimentario en la UE

BruselasActualizado:

Francia, el Reino Unido, Suecia y Suiza analizan partidas de huevos procedentes de Holanda y Alemaniapor el caso del fipronil, un pesticida prohibido para uso alimentario en la UE, según la última actualización del Sistema de Alerta Rápida de Alimentos (Rasff), explicaron hoy a Efe fuentes comunitarias.

Según informó la portavoz comunitaria Anna-Kaisa Itkonen en la rueda de prensa diaria de la Comisión Europea (CE), Holanda notificó este viernes y el domingo la distribución de partidas de huevos a Suecia y Suiza, mientras que Alemania indicó el sábado que ha exportado huevos a Francia y el Reino Unido.

Fuentes comunitarias precisaron a Efe que los huevos exportados por estos dos países están siendo analizados por los importadores -Francia, el Reino Unido, Suecia y Suiza- que investigan si contienen la sustancia, prohibida para uso alimentario en la Unión Europea (UE).

Itkonen insistió hoy en que «es la responsabilidad de las autoridades nacionales investigar las granjas implicadas y tomar las medidas adecuadas», así como informar a la CE de sus hallazgos si los hubiera.

Investigado judicialmente

«Nuestro papel es evaluar y gestionar el sistema que asegura que los Estados miembros informen de los flujos de exportación y que estas cumplen los estándares», añadió, y recordó que el caso «está siendo investigado» judicialmente por Bélgica y Holanda.

En Bélgica, donde fueron identificados huevos con fipronil, aunque en menores niveles que en Holanda, la Agencia federal para la seguridad de la cadena alimentaria (Afsca) ha bloqueado la actividad de varias granjas y la Fiscalía de Amberes ha iniciado una investigación judicial.

El asunto ha llegado al Parlamento belga, donde los ministros de Agricultura, Denis Ducarme, y de Sanidad, Maggie De Block, comparecerán ante la comisión de Economía y Agricultura este miércoles para dar explicaciones sobre los huevos contaminados con fipronil.

El caso ha generado confusión y críticas porparte de asociaciones de consumidores, dado que, si bien en Bélgica los primeros rastros de la sustancia se detectaron en junio, la CE afirma que fue informada el 20 de julio del hallazgo.

La Afsca afirma que los niveles encontrados en los primeros análisis están diez veces por debajo de los límites considerados de «riesgo» para el consumo humano.

El organismo ha analizado un total de 57 explotaciones belgas, que representan a 86 productores, y cifra entre 0,0031 y 1,2 miligramos por kilo de huevos los niveles de fipronil encontrados.

Holanda bloquea la actividad de casi 200 granjas

Como recogen hoy medios locales, el caso ha dejado sin huevos las estanterías de los supermercados en Holanda, donde un 20 % de los productores de este producto se ha visto afectado por el escándalo y los medios cifran sus pérdidas en varios millones de euros.

Según informa la agencia Belga, el Ministerio público de Baja-Sajonia, en Alemania, ha abierto este lunes una investigación tras identificar «varias explotaciones agrícolas» supuestamente implicadas en el caso de contaminación de huevos.

«Cuando los países informan en nuestros sistemas, nosotros nos preocupamos de que la información se comparta con todos los Estados miembros», aseguró la portavoz comunitaria, quien dijo que Bruselas sigue «la situación muy de cerca» y confió en que los países tomen «las medidas necesarias».