La selectividad se realiza para el acceso a la universidad
La selectividad se realiza para el acceso a la universidad - ABC

Educación propone que la evaluación de Bachillerato siga siendo similar a la antigua Selectividad

El Ministerio prepara una orden sobre el diseño y el contenido de esta prueba

MadridActualizado:

El Ministerio de Educación, Cultura y Deporte plantea que la evaluación final de Bachillerato de la Lomce siga también este curso 2017-2018 el mismo esquema que las Pruebas de Acceso a la Universidad, también conocidas como Selectividad,obligatoria únicamente para los alumnos que quieran estudiar un Grado universitario, que sólo se examinarán de las asignaturas de 2º curso de Bachillerato y la calificación se calculará ponderando un 40% la nota de la prueba y un 60% la de la etapa.

El borrador de la orden que determina las características, el diseño y el contenido de la evaluación de Bachillerato para el acceso a la Universidad, al que ha tenido acceso Europa Press, es prácticamente una copia de la orden que reguló estas pruebas el pasado curso 2016-2017.

El Gobierno, con el Real Decreto-ley de diciembre de 2016, que modificó el calendario de aplicación de la Lomce, estableció que hasta la entrada en vigor de la normativa resultante del Pacto de Estado social y político por la educación, la evaluación de Bachillerato se realizaría exclusivamente para el alumnado que quisiera acceder a las enseñanzas universitarias oficiales de grado y no obligatorio para obtener el título de la etapa como establece la Lomce.

Los rectores de las universidades españolas negociaron con el Ministerio de Educación el pasado curso que el sistema de acceso se mantuviera como hasta ese momento, y no que cada universidad estableciera el suyo, con el objetivo de mantener el llamado «distrito único», es decir, que los alumnos puedan estudiar en cualquier campus de España.

Texto definitivo

Desde el Ministerio de Educación señalan que está trabajando con las comunidades autónomas y con los rectores para consensuar el texto definitivo. En este sentido, desde CRUE Universidades Españolas señalan a Europa Press que los rectores valoran el hecho de que, a la espera de lo que ocurra con el Pacto educativo «no haya novedades en lo fundamental» para el acceso a la Universidad.

«Mantener una prueba lo más parecida a la antigua PAU, que ha demostrado ser un buen sistema de evaluación para el acceso a la Universidad, es la mejor forma de no generar incertidumbre a los estudiantes y a sus familias», han indicado fuentes de esta asociación de rectores, integrada por 50 universidades públicas y 26 privadas.

Además del diseño y el contenido de las pruebas de esta evaluación final, el Ministerio de Educación planeta que pruebas finalicen antes del 15 de junio de 2018 y las extraordinarias antes del 13 de julio de o del 15 de septiembre, según la comunidad autónoma.

Tendrán una duración estimada de cuatro días y cinco en aquellas comunidades autónomas que tengan lengua cooficial, tal y como consta en el borrador, al que la comunidad educativa podrá hacer sus aportaciones antes del 11 de diciembre.

Media aritmética

La calificación de la evaluación de Bachillerato para el acceso a la Universidad será la media aritmética de las notas obtenidas de cada una de las pruebas realizadas de las materias generales del bloque de asignaturas troncales y, en su caso, de la materia Lengua Cooficial y Literatura, expresada en una escala de 0 a 10. Esta calificación deberá ser igual o superior a 4 puntos para que pueda ser tenida en cuenta en el acceso a las enseñanzas universitarias oficiales de Grado.

Como ha ocurrido hasta ahora, la nota para el acceso a la Universidad se calculará ponderando un 40% la calificación de la evaluación y un 60% la calificación final de la etapa. «Se entenderá que se reúnen los requisitos de acceso cuando el resultado de esta ponderación sea igual o superior a cinco puntos», indica el proyecto normativo.

El Ministerio desarrolla dos nuevos puntos respecto al de la orden del curso pasado en su artículo 10 -10.3 y 10.4-. El primero de ellos, indica que evaluación de Bachillerato para el acceso a la Universidad tendrá validez indefinida y que las calificaciones obtenidas en las pruebas para mejorar la nota de admisión tendrán validez durante los dos cursos académicos siguientes a la superación de las mismas y estos períodos de validez son aplicables igualmente a las pruebas realizadas en el curso 2016-2017.

Convocatorias

El cuarto punto de este artículo señala que los estudiantes podrán presentarse en sucesivas convocatorias para mejorar la calificación obtenida en cualquiera de las pruebas y se tomará en consideración la calificación obtenida en la nueva convocatoria, siempre que esta sea superior a la anterior. Estas dos incorporaciones se aplicaban de la misma forma hasta ahora, pero no aparecen en la última orden.

Respecto a la organización de las pruebas, el Ministerio indica que Administraciones educativas, en colaboración con las universidades, organizarán la realización material de los exámenes de la evaluación de Bachillerato para el acceso a la Universidad, como se ha hecho hasta ahora. No obstante, añade que «cada Administración educativa podrá delimitar el alcance de la colaboración de sus universidades en la realización de las pruebas».

Al igual que el curso pasado, las administraciones podrán administrar cuestionarios de contexto a los alumnos que hagan la evaluación final de Bachillerato. El ministerio advierte en el borrador que estos cuestionarios «serán en todo caso anónimos».