Educación diferenciada
Educación diferenciada - Isabel B. Permuy
Educación

El Tribunal Constitucional avala la educación diferenciada

Rechaza el recurso del grupo socialista en contra de que se sostengan con fondos públicos los centros que separan a niños y niñas; el fallo ha dividido al tribunal ya que hay cuatro votos en contra

SEVILLAActualizado:

El Tribunal Constitucional avala la educación diferenciada y da un nuevo varapalo a la Junta de Andalucía que se oponía a financiar estos centros con fondos públicos. El pleno del alto tribunal en su reunión de la mañana de este martes ha decidido, por mayoría de ocho votos, desestimar el recurso de inconstitucionalidad interpuesto por el grupo socialista contra la Lomce.

Esto supone un varapalo a la Junta de Andalucía que en varias ocasiones ha intentado retirar el concierto a los centros de educación diferenciada y un aval a estos colegios en pleno proceso de escolarización. En Andalucía hay nueve centros que apuestan por este modelo de educación: tres están en la provincia de Córdoba y otros seis en Sevilla. De hecho en la capital hispalense tienen este modelo educativo Altair, Ribamar, Albaydar, Elcható de Brenes, Angela Guerrero y Nuestra Señora de Lourdes en Carmona.

Segun ha avanzado el TC, la sentencia, de la que ha sido ponente el Magistrado Alfredo Montoya, ha decidido inadmitir la solicitud de adhesión del Parlamento de Navarra y desestimar el recurso de inconstitucionalidad, interpuesto por más de cincuenta Diputados del Grupo Parlamentario Socialista del Congreso de los Diputados. Esto supone rechazar el recurso de los socialistas contra la educación diferenciada. Los socialistas recurrieron la norma porque la consideraban inconstitucional ya que creían que la educación separada de los niños y las niñas «no contribuiría a hacer efectiva la igualdad de sexos».

De hecho, el pasado año, la Junta de Andalucía tuvo que rectificar y dar marcha atrás en su enésimo intento de retirar el concierto a los colegios de educación diferenciada que hay en Andalucía. Al inicio del período de escolarización anunció de nuevo que retiraba el concierto. Pocas semanas después tuvo que modificar sus criterios tras una sentencia del Tribunal Supremo avalando este modelo educativo. Y tuvo que seguir sosteniendo esos conciertos. Fue hace menos de un año, en mayo de 2017, cuando el Tribunal Supremo rechazó otros recursos de la Junta de Andalucía que recurrió una sentencia previa que amparó el derecho de los padres a elegir la educación de sus hijos. El alto tribunal consideraba que este modelo educativo es compatible con el principio de igualdad que consagra la Constitución. El Supremo se pronunció en la misma línea dando la razón en varios recursos referentes a distintos centros sevillanos de educación diferenciada y rechazando las tesis de la Junta de Andalucía.

La decisión, que fue pospuesta hace dos semanas pese a que estaba en el orden del día del pleno del TC, ha sido controvertida según la nota hecha pública por el TC. De hecho, la resolución ha provocado la división en el seno del Tribunal pues cuenta con el voto concurrente de la Vicepresidenta del Tribunal, Encarnación Roca, y han anunciado voto particular discrepante los Magistrados Fernando Valdés Dal-Ré, Juan Antonio Xiol, Cándido Conde-Pumpido y la Magistrada María Luisa Balaguer.

La asesora jurídica de la Federación Andaluza de Centros de Enseñanza Privada, CECE-Andalucía, Carmen Mora, ha asegurado tras conocer el fallo que la valoración es muy postiva no sólo por lo que supone para los centros afectados, «sino para la Libertad en educación y la posibilidad de crear centros con proyectos educativos distintos de los creados por los poderes públicos y financiados para que también puedan ejercer su derecho a elegir las familias menos favorecidas».