Un carguero en el Puerto de Sevilla
Un carguero en el Puerto de Sevilla - ABC
INFRAESTRUCTURAS

El puerto de Sevilla inicia el dragado de mantenimiento en el río Guadalquivir

Estos trabajos permiten mantener el calado actual, que se ve afectado por el exceso de sedimentación

SEVILLAActualizado:

El puerto de Sevilla iniciará el miércoles el dragado de mantenimiento de la Eurovía del Guadalquivir para preservar el nivel de calado actual, que se ve afectado por la erosión. Los trabajos están contemplados en el Programa de Optimización de la Navegación, en el que se han identificado trece puntos, a lo largo de los 90 kilómetros por los que discurre el cauce, en los que es necesario actuar para no perder las cotas de las rasantes actuales.

Este dragado no tiene nada que ver con el proyecto de profundización que ya ha sido suspendido. Se trata de una actuación que la Autoridad Portuaria lleva a cabo para mejorar las condiciones de navegación y garantizar la seguridad en el tránsito marítimo, como informó la institución en un comunicado.

Esa erosión que afecta al río se produce de forma periódica por el exceso de partículas en suspensión, que dificultan la entrada por mar hasta Sevilla. Los trabajos se iniciarán en los tramos de Olivillos, la Lisa, la Mata, Punta de la Mata y el Yeso; continuarán hacia la zona de Puntalete y Salinas y terminarán entre la Isleta y el tramo de la ante-esclusa. El volumen estimado de sedimentos extraídos en esta campaña alcanzará los 239.000 metros cúbicos. De este total, 30.500 metros cúbicos procedentes de los tramos de Puntalete y Salinas, una vez analizada la calidad e idoneidad de los sedimentos, serán depositados en las playas de Bajo de Guía y de La Calzada-Piletas de Sanlúcar

En concreto, los trabajos en la canal de navegación consistirán en la realización de batimetrías para determinar con precisión las zonas de actuación y, posteriormente, los sedimentos identificados se succionarán con una draga. Estos se depositarán en los vaciaderos terrestres construidos para tal fin -La Horcada y Butano-. Después, los sedimentos se valorizarán para ser utilizados para otros fines, como para la mejora y transformación del suelo agrícola o la construcción.

Para programar cuándo se vierten los cargamentos de sedimientos a los vaciaderos se siguen las recomendaciones del CSIC y del laboratorio de Biología Marina de la Universidad de Sevilla, a cargo José Carlos González, que dirige los estudios científicos del Guadalquivir. Estos espacios son enormemente concurridos por aves como el abejaruco, que ha anidado en alguna ocasión en esta zona y se tienen en cuenta las fechas para realizar los depósitos y las retiradas de material para evitar interferir, como comentó el profesor González en una entrevista con ABC el pasado verano.