Actualidad

El Puerto de Sevilla autoriza la renuncia de la noria del muelle de las Delicias

La concesionaria Promotora El Mirador de Sevilla asegura haber invertido dos millones de euros

Noria del muelle de las Delicias
Noria del muelle de las Delicias - JUAN JOSÉ ÚBEDA

El consejo de administración del Puerto de Sevilla ha autorizado este martes la renuncia presentada la concesión por parte de la empresa que explota la noria del muelle de las Delicias, Promotora El Mirador de Sevilla. La sociedad concesionaria busca nuevos inversores para seguir en el muelle pero ha solicitado la renuncia por si finalmente no logra que se sumen al proyecto otras empresas. La concesionaria está constituida en un 60% por el grupo holandés Vekoma -dedicado a la fabricación de atracciones de parques- y en un 40% por empresarios españoles.

Si Promotora El Mirador de Sevilla no cambia a última hora de decisión y decide finalmente parar la noria, el proceso de desmontaje se demoraría unos tres meses, para lo cual deberá presentar un programa de desmantelamiento. La concesionaria deberá dejar el solar de 1.890 metros del muelle de las Delicias diáfano, derribando las construcciones hechas, como un pequeño bar, la tienda de regalos, etcétera. La renuncia a la concesión supondría dar por perdidos los dos millones de euros que la concesionaria ha invertido en el lugar. El presupuesto se encareció por la falta de estabilidad del suelo donde iba a colocarse la noria. Las filtraciones de agua obligaron a invertir 400.000 euros en hormigón para hacer una losa que garantizara la estabilidad de la noria.

Los planes de negocio de la noria preveían 350.000 usuarios el primer año de funcionamiento, pero finalmente no han superado los 60.000. Los ingresos obtenidos no dan ni para pagar el leasing de la noria, que supone hasta ahora 600.000 euros. La noria, de 40 metros de altura, vale 5,5 millones de euros, y la entrada para un paseo de unos 15 minutos cuesta 7,5 euros para los adultos.

La concesión se otorgó a Sequoia Partners en 2014 por 15 años y se estipuló un canon anual de 27.242 euros anuales, debiendo entregar además al Puerto el 8% de la facturación. En 2015, el Puerto autorizó la transmisión de la concesión a Promotora El Mirador de Sevilla, que es la que ahora ha solicitado la renuncia.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios