Actualidad

A prisión un joven de 20 años por una violación cometida en una calle de San Jerónimo

La agresión sexual se cometió el domingo en las inmediaciones de una discoteca

El detenido fue puesto a disposición del juzgado número 16 de Sevilla
El detenido fue puesto a disposición del juzgado número 16 de Sevilla - ABC
SILVIA TUBIO - @latubio Sevilla - Actualizado: Guardado en: Actualidad

Un chico colombiano de 20 años está siendo investigado por un delito de agresión sexual, después de que fuera sorprendido en pleno ataque y en las inmediaciones de una discoteca de San Jerónimo. La rápida actuación de los efectivos del grupo Sombra y Hércules del Cuerpo Nacional fue fundamental para localizar al sospechoso que había tratado de esconderse dentro del local nocturno, camuflándose entre las decenas de personas que consumían las últimas horas de la madrugada del domingo. El supuesto violador fue detenido y enviado a prisión tras pasar a disposición del juzgado de Instrucción nº 16, según confirmaron fuentes judiciales.

Eran las cinco de la mañana del domingo pasado cuando a la Policía les llegó el aviso de una persona que acababa de presenciar cómo una mujer estaba siendo violada en la calle Acústica, en San Jerónimo. Según explicó este testigo a los agentes cuando llegaron a ese punto de la ciudad, es que se encontraba aparcando cuando escuchó los gritos desesperados de una mujer pidiendo ayuda. Al bajarse del vehículo y buscar el origen de las voces, vio a un hombre encima de una mujer, tirados en el suelo y en plena calle. El agresor besaba y tocaba a la víctima, mientras que ella intentaba zafarse. El supuesto violador, al verse descubierto por esta persona, salió huyendo de la zona.

Identificado sin dudas

El testigo aseguró a la Policía que podía identificar al agresor y que éste se había escondido en el interior de una discoteca que hay a escasa distancia. Se trata de un local muy frecuentado por inmigrantes. La víctima, de origen ecuatoriano, fue trasladada al hospital Virgen Macarena donde fue atendida de diversas contusiones. Además fue sometida a una exploración cuyos resultados fueron trasladados al juzgado.

Los agentes, guiados por el testigo, acabaron localizando y deteniendo al supuesto agresor sexual en una discoteca de la calle Arqueología. Según fuentes del caso, la persona que identificó al agresor no tuvo ninguna duda y lo señaló rápidamente.

El detenido, que responde a las iniciales R. V. L., fue conducido a dependencias policiales. Tras la elaboración del atestado, el joven fue entregado a la autoridad judicial, que acordó prisión provisional, comunicada y sin fianza por un presunto delito de agresión sexual. Además del testimonio del testigo, el juez y la fiscalía contaron con el informe médico del hospital Virgen Macarena donde fue ingresada la joven.

Aunque el auto de prisión fue firmado por el juez del nº 16, donde compareció el detenido, la instrucción del caso la llevará el juzgado nº13.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios