Vehículo que conducían los individuos por la SE-40.
Vehículo que conducían los individuos por la SE-40. - ABC
SUCESOS

Un muerto en una persecución policial tras un robo en un centro comercial de Alcalá de Guadaíra

Fuentes de la investigación barajan la hipótesis de que sean integrantes de la peligrosa banda del BMW

SEVILLAActualizado:

Una llamada de aviso por un robo en una tienda MediaMarkt en un centro comercial de Alcalá de Guadaíra dio lugar a una persecución de película por la SE-40 que terminó con un muerto de 23 años y tres heridos graves. El vehículo, un BMW 530 que constaba como robado desde el 29 de noviembre, quedó destrozado y los pasajeros, atrapados, tuvieron que ser rescatados por los Bomberos de Alcalá. Uno falleció en el acto, pero los otros tres, heridos graves, fueron trasladados a los hospitales del Virgen del Rocío (2) y Virgen de Macarena (1).

Según ha podido saber ABC, uno de los heridos graves está en la Unidad de Cuidados Intensivos. Además hay otros dos heridos graves que se encuentran custodiados por las fuerzas de seguridad. Fuentes de la investigación barajan la hipótesis de que sean integrantes de la peligrosa banda sevillana del BMW.

Fuentes de la investigación han desvelado que a las 1.30 horas se recibió un aviso que alertaba de un intento de robo en un centro comercial por el método del alunizaje, y cuando la Policía Nacional llegó al establecimiento siguió la descripción del vehículo que le dieron los servicios de vigilancia privada para localizarlo en las inmediaciones del polígono «Cabeza Hermosa», donde se encuentra el centro comercial.

Cuando el coche patrulla circulaba por la vía de servicio les adelantó el BMW 530 utilizado por los individuos para efectuar el robo. En ese momento comenzó una persecución en la que el patrullero de la Policía Nacional nada pudo hacer contra la velocidad del coche de alta gama que manejaban los cuatro delincuentes. Los perdieron de vista y pocos minutos después la Guardia Civil informaba de un accidente de tráfico en la SE-40, donde al parecer, un vehículo se había volcado en el arcén.

Hasta el lugar se trasladaron agentes de las fuerzas de seguridad y sanitarias, que pudieron comprobar que uno de los ocupantes había fallecido en el siniestro y tres estaban heridos. Los pasajeros tuvieron que ser rescatados por los Bomberos de Alcalá de Guadaíra y posteriormente trasladados a los hospitales Virgen del Rocío y Virgen Macarena.