Detalle de la construcción de la réplica de la Nao Santa María
Detalle de la construcción de la réplica de la Nao Santa María - ABC

Minuciosa construcción artesanal de la réplica de la Nao Santa María

Se ha completado el casco y se han iniciado los trabajos de carpintería de todos sus detalles constructivos

SEVILLAActualizado:

La construcción de la Nao Santa María, avanza y continua a buen ritmo. Se trata de la réplica histórica del famoso navío de la flota colombina, que la Fundación Nao Victoria está construyendo en los astilleros de Punta Umbría con el apoyo de la Diputación de Huelva y la Fundación Cajasol.

La Nao Santa María es una de las señas de identidad de la provincia de Huelva y su vocación colombina. Sugiere y evoca sus barcos, sus marinos, su tradición marinera y su historia más universal. Símbolo reconocible en todo el mundo de esta historia de encuentros y conocimientos mutuos, que la provincia de Huelva celebra ahora su 525 Aniversario.

Por ello, el proyecto Nao Santa María encarna el objetivo del 525 Aniversario de rememorar su historia para promocionar el patrimonio colombino, el turismo y la cultura onubense, con la construcción y puesta en valor de la embarcación que fue el vehículo de este Encuentro entre dos Mundos y volverá a serlo en el presente.

Taller donde se llevan a cabo los trabajos de reproducción
Taller donde se llevan a cabo los trabajos de reproducción- ABC

Tras cinco meses desde el inicio de la obra, ya se ha completado el molde y el laminado del casco de 28,30 metros de eslora y 7,96 metros de manga. Posteriormente se ha comenzado con la instalación de sus refuerzos longitudinales y los mamparos para completar su estructura. Se están instalando a lo largo de su quilla más 10.000 kg. de lastre de barras de hierro corrugado -de los 70.000 kilos - y se está iniciando la construcción de las primeros tramos de cubierta.

En paralelo, se han iniciado los trabajos de carpintería que dan forma a todas las piezas de maderas de su estructura y detalles. Un trabajo auténticamente artesanal, en el que ocho carpinteros bajo las pautas de un experto maestro de carpintería de ribera, definen, moldean y construyen todos los elementos de madera del barco. A día de hoy se han empleado unos 65 metros cúbicos de madera de iroko y ya se han realizado piezas como el timón, el cabestrante, el bitón de proa, la mesa de cabilleros del mayor y se están preparando las maderas para las tablas de las cubiertas.

La construcción combina en fibra de vidrio y su recubrimiento en madera

La construcción del buque se está llevando a cabo respetando sus formas y detalles con rigor histórico, aplicando un sistema innovador y revolucionario en el sector de la construcción naval de réplicas históricas de estas características, que combina la construcción en fibra de vidrio y su recubrimiento en madera. Se trata de una técnica novedosa que supone un enorme avance en cuanto a impacto ambiental, costes, perdurabilidad y mantenimiento del navío.

La obra tendrá una duración aproximada de 12 meses, y la botadura del casco está prevista que lleve a cabo el próximo mes de octubre de 2017.

12o toneladas

Una vez construida, la embarcación pesará 120 toneladas. Como la original, la réplica de la Santa María incorporará tres mástiles y un bauprés, siendo la altura del mástil mayor de casi 25 metros desde la línea de flotación del buque hasta la perilla o parte más alta.

Se emplearán en su construcción 45 metros cúbicos de madera de iroko aproximadamente, madera tropical de gran durabilidad y resistencia a la intemperie y los distintos agentes climáticos y meteorológicos.

Arbolará 300 metros cuadrados de velamen, con maniobra de velas y aparejo fiel a la nao Santa María del siglo XV, con más de 3 kilómetros de cabo para la jarcia firme y de labor.

Interior de la réplica de la carabela
Interior de la réplica de la carabela- ABC

Innovación y tradición

Poco a poco va cobrando vida la réplica de este célebre navío de nuestra historia. Todos y cada uno de sus elementos y detalles se van elaborando en un proceso constructivo único y singular en nuestros días. Innovación y la técnica se dan la mano con el saber y la tradición de siglos de nuestra construcción naval. Ingenieros, historiadores, enfibradores trabajan con carpinteros, rederos, veleros, etc., conformando un sustancioso número de profesionales y oficios de la mar que participan en su construcción.

Junto a las tareas de carpintería continúan los trabajos para finalizar la estructura y el equipamiento del barco, y se tiene previsto que en el mes de agosto comiencen los trabajos de jarcias, cabullería y velas. La embarcación final pesará unas 200 toneladas y contará con una eslora máxima total de 28,30 metros y 7,96 metros de manga. Como la original, la réplica de la Santa María incorporará tres mástiles y un bauprés, siendo la altura del mástil mayor de casi 25 metros desde la línea de flotación. En la construcción se emplearán cerca de 90m3 de madera de iroko, 250 metros cuadrados de velas y unos tres kilómetros de cabos entre su jarcia firme y de labor.

La Nao Santa María visitará los principales puertos del mundo

Giras promocionales

Una vez construida, la Nao Santa María será la mejor embajadora itinerante del 525 Aniversario y la provincia de Huelva a lo largo de los puertos españoles, europeos y de EE.UU. que visitará en las giras promocionales que llevará a cabo en los próximos años.

La Fundación Nao Victoria es una institución especializada en promover y difundir grandes eventos y culturales a través de sus barcos históricos.

La Nao Victoria y el Galeón Andalucía, por citar dos de sus barcos más conocidos, ya han navegado a lo largo de puertos de todo el mundo, en el desarrollo de proyectos de gran alcance, formando parte de Exposiciones Internacionales y Universales y eventos de gran éxito de público y difusión.

Para construir la réplica de la nao se emplean troncos de gran porte
Para construir la réplica de la nao se emplean troncos de gran porte- ABC

Descubrimiento de América

La Nao Santa María es uno de los barcos más célebres de la humanidad. El 12 de octubre 1492 capitaneado por Cristóbal Colón, protagonizó uno de los hitos más importantes de la historia: el Descubrimiento de América, el Encuentro entre dos Mundos que cambió el devenir de la historia universal.

El 3 de agosto de 1492 partió desde el puerto de Palos de la Frontera (Huelva) junto las carabelas «Pinta» y «Niña», las llamadas «Tres Carabelas» de las que esta nao, era nave capitana. En todas las referencias de Colón a la Santa María en el célebre Diario de esta expedición, el almirante la denomina «nao».

Fue adquirida por la corona española para que formara parte de la expedición colombina a Juan de la Cosa, cántabro pero vecino entonces del Puerto de Santa María, aunque es generalizada la creencia de que fue construida en algún punto del litoral de Galicia, de ahí su anterior nombre: La Gallega.

El 12 de octubre de 1492 la Nao Santa María, tripulada por 40 hombres, llegó a América junto a las carabelas, protagonizando uno de los encuentros más transcendentales de la historia. Estando en la isla Española el día de Navidad de aquel año, por descuido del grumete que iba llevando su timón, encalló en unos bajos y naufragó. En el lugar del naufragio conocido como bahía de Caracol (Haití), se levantó con sus restos el primer asentamiento español en América, el Fuerte Navidad.

Las referencias que aporta el Diario y otras fuentes históricas de la época, permiten conocer algunas de las características y detalles de esta Nao Santa María: era una nave de mayor porte, formas más llenas y mayor calado que las carabelas, pero de menor andar, con castillo de proa, tolda, toldilla y cámara.

Arbolaba en sus cuatro palos, vela trinqueta, gavia y mayor compuesta por papahigo y dos bonetas, mesana de vela latina y cebadera en el bauprés. Llevaba el pinzote como sistema de gobierno y dos bateles auxiliares a bordo. Su porte no está especificado, pero según estudios realizados en base a documentos históricos de expediciones posteriores y tratadistas de construcción naval de la época, en función de su número de tripulantes, pudo ser de 100 toneles aproximadamente.