Actualidad

El mercado del Arenal de Sevilla tendrá climatización antes de 2018

El Ayuntamiento licita la pulverización de agua de la plaza de abastos por 33.880 euros

Interior de las instalaciones de la Plaza de Abastos del Arenal
Interior de las instalaciones de la Plaza de Abastos del Arenal - ROCÍO RUZ
ROCÍO MONTERO Sevilla - Actualizado: Guardado en: Actualidad

El asfixiante calor que soportan cada verano los placeros del mercado del Arenal será mitigado con un sistema de climatización antes de que finalice el año. El Ayuntamiento ha licitado, con fondos europeos Feder y por un importe de 33.880 euros, la instalación de ocho ventiladores con pulverización de agua. Cuatro de ellos se ubicarán en cada una de las fachadas de las entradas de la plaza de abastos, situada en la calle Pastor y Landero.

Según se especifica en las prescripciones técnicas del pliego de licitación, el sistema funcionará con temporización de ciclos de pulverización, que se podrá modificar dependiendo de la temperatura ambiental. Además, la instalación estará controlada por sonda de humedad, que arrancará o parará el sistema de climatización cuando se salga del programa de confort.

Cada uno de los ventiladores tendrán una dimensión de 1.380 milímetros, integrarán interruptores marcha-paro y contarán con un caudal de agua de 45.000 m3/h, así como una potencia absorbida de 1,1 kw/h. Se trata del primer mercado de abastos de la ciudad que contaría con este sistema de climatización. Vicente Torres, presidente del gremio de los 27 placeros del mercado del Arenal, aseguró ayer que esta refrigeración «es un parche». «Lo que necesitamos son aparatos de aire acondicionado», recalcó. Según afirmó, «esta insistente petición de los comerciantes y los clientes no es un capricho. Durante los meses de verano el 70% de los puestos se ven obligados a cerrar porque es imposible permanecer en el interior de las instalaciones debido al intenso calor».

Según recordó Torres, hace unos tres años la Gerencia de Urbanismo al restaurar la cubierta del mercado cerró los cristales de las vidrieras, lo que impide la entrada de aire del exterior y algo de refresco al menos en las horas nocturnas, ya que el mercado de abastos tiene licencia para abrir hasta la medianoche. Esto ha provocado un efecto invernadero que hace que el recinto alcance unas temperaturas totalmente insoportable, tanto para los comerciantes como para la clientela.

Los comerciantes aseguran que en época estival se echan a perder hasta seis kilos de comida cada día, sobre todo frutas y verduras. Además, las altas temperaturas disuaden a clientes potenciales de acudir al mercado.

Fuentes del Ayuntamiento explicaron que instalar aparatos de aire acondicionado en el mercado sería posible pero técnicamente complejo por la singularidad del edificio, amplio y con altos techos, «lo que lo harían medioambientalmente insostenible, además de muy costoso».

Sin embargo, el representante de los placeros considera que «se trataría de una inversión para la ciudad no para los comerciantes», debido a la ubicación de la plaza de abastos, en el centro histórico, y por ser lugar de tránsito de turistas.

A este respecto, Vicente Torres reclama a la delegada de Economía, Comercio y Relaciones Institucionales, Carmen Castreño, la instalación de maceteros y señalizaciones a la entrada del mercado para hacerlo más visible. Según explicó, los comerciantes están realizando un esfuerzo de modernización para adaptarse a las nuevas formas de consumo. Así, detalló que la plaza cuenta con negocios especializados en tés, vinos, cafés, productos ecológicos y artículos de artesanía. «El mercado del Arenal cuenta con la única tienda de Sevilla donde se arreglan sillas de eneas y los cinturones de esparto de nazarenos», añadió.

El proyecto de ventilación del mercado de abastos del Arenal del Ayuntamiento de Sevilla se llevará a cabo después de que el Grupo Municipal Ciudadanos presentara en el Pleno del mes de julio una moción urgente para su instalación. La propuesta, que fue aprobada por unanimidad por todos los partidos políticos, advertía de que el aire acondicionado en el mercado del Arenal es «una cuestión de salúd pública».

Toda la actualidad en portada

comentarios