DÍA DEL PILAR

La juez Alaya asiste a la condecoración de la funcionaria de los ERE

Rosario Soriano fue distinguida por la Guardia Civil por su dedicación durante la investigación de la trama de corrupción

La juez Mercedes Alaya, su marido, Jorge Castro, y Rosario Soriano ayer en Montequinto
La juez Mercedes Alaya, su marido, Jorge Castro, y Rosario Soriano ayer en Montequinto - ROCÍO RUZ

La juez Mercedes Alaya, que fuera instructora del caso de los ERE, una de las mayores tramas de corrupción investigadas en Andalucía, acudió ayer al acto con el que la Guardia Civil celebró en Sevilla el día de su patrona, la Virgen del Pilar. La juez no quiso perderse la entrega de la medalla de la Guardia Civil con distintivo blanco a la que durante años fue su mano derecha en el juzgado de instrucción número 6, la funcionaria judicial Rosario Soriano. La funcionaria recibió esta distinción de la Guardia Civil por su dedicación durante todos los años que duró la investigación al caso.

A Alaya, que acudió a la comandancia de Montequinto acompañada de su marido, el auditor Jorge Castro, se la vio charlando animadamente con la que fue su colaboradora. En el mismo acto estuvo también presente el consejero de Justicia, y uno de sus principales detractores, Emilio de Llera.

Junto a la distinción a Soriano, la Guardia Civil entregó ayer 3 medallas al mérito con distintivo rojo y 32 con distintivo blanco a guardias civiles, 5 medallas a militares y otras tres reconocimientos más a tres civiles por su apoyo a la labor de la Benemérita: José Carlos Ruiz-Berdejo, cónsul de Chipre en Sevilla; al inspector jefe de la Policía Nacional y al intendente de la Policía Local.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios