Actualidad

El Ayuntamiento de Sevilla comprará la Casa Fabiola para el Museo Bellver

El proyecto, planteado en el Patronato del Alcázar, se financiaría con el euro que se pretende subir en la entrada del monumento y con la recaudación que genere la propia colección del mecenas. Queda descartado el Pabellón Real

El mecenas Mariano Bellver, en su casa junto a una de las obras que ha donado a la ciudad
El mecenas Mariano Bellver, en su casa junto a una de las obras que ha donado a la ciudad - Raúl Doblado
Alberto García Reyes Sevilla - Actualizado: Guardado en: Actualidad

El Museo Bellver, que expondrá la colección más importante que existe en el mundo sobre pintura de la escuela sevillana, se ubicará definitivamente en la Casa Fabiola, en el barrio de Santa Cruz, y no en el Pabellón Real, como se había previsto inicialmente.

Esta es la propuesta que el alcalde, Juan Espadas, ha presentado este lunes en el Patronato del Real Alcázar a los demás grupos políticos. Su intención es adquirir el inmueble de la calle Fabiola, muy cerca de la Casa Salinas y dentro de los itinerarios turísticos habituales, e incorporarlo al patrimonio municipal.

Actualmente el Ayuntamiento tiene la titularidad de esta casa a través de un alquiler con opción de compra y la intención de Espadas es ejecutar esa adquisición para ubicar allí de manera definitiva la colección que el mecenas Mariano Bellver ha donado a la ciudad a cambio de que se exponga al público. Según las fuentes municipales consultadas, Bellver está de acuerdo con la operación y los demás partidos políticos también la ven con buenos ojos.

La fórmula de financiación para la compra de la casa también ha sido expuesta por el alcalde. Según confirman las mismas fuentes, Espadas ha planteado un modelo que consiste en subir un euro el precio de las entradas del Alcázar, medida que ya había sido anunciada, y destinar íntegramente ese dinero al pago del nuevo edificio.

Además, todos los ingresos generados en la taquilla por el propio Museo se destinarán también a pagar el inmueble. De momento se trata sólo de una propuesta formal que ahora hay que estudiar detalladamente, ya que hay que acordar un precio con la actual propietaria, que es la Fundación Lara, y negociar una hipoteca con alguna entidad bancaria a partir de unas previsiones de ingresos reales. El coleccionista había puesto como condición que el museo se inaugurara en 2017, pero la nueva ubicación le gusta más que el Pabellón Real y estaría dispuesto a esperar más tiempo.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios