Sociedad

Atendidos dos peregrinos y un guardia civil por un golpe de calor en Castilblanco de los Arroyos

Una pareja alemana que hacía el Camino de Santiago fue rescatada en una zona poco accesible

Un peregrino, durante el Camino de Santiago
Un peregrino, durante el Camino de Santiago - VANESSA G√ďMEZ
ABC Sevilla - Actualizado: Guardado en: Actualidad

Dos peregrinos de nacionalidad alemana -una mujer de 52 años y un hombre de 58- tuvieron que ser atendidos este viernes por golpes de calor en una zona abrupta de difícil acceso perteneciente al camino de Santiago, cercana a Castilblanco de los Arroyos. Asimismo, uno de los guardias civiles que trabajaba en su rescate también precisó atención médica por las mismas circunstancias.

Según han informado fuentes de la Benemérita, la Guardia Civil recibía un aviso en la tarde de este viernes, en concreto, a las 15.45 horas, en el que se alertaba de que una pareja de peregrinos, que estaba realizando el camino de Santiago por la citada zona cercana a Castilblanco de los Arroyos, requería atención médica tras haber sufrido ambos un golpe de calor.

Ante ello, Policía Local y Guardia Civil de Castiblanco, junto con la Guardia Civil de Real de la Jara, procedieron a socorrerlos, haciendo frente a las dificultades, ya que se encontraban en una zona, donde no podían acceder ni coches ni helicópteros.

Los agentes, siguiendo las indicaciones de la ubicación enviada a través del teléfono móvil del hombre, sólo pudieron acceder a una zona que estaba a seis kilómetros de donde se encontraban.

Los agentes decidieron iniciar el camino a pie por el campo hasta llegar a donde ambos se encontraban, recorriendo 12 kilómetros contando la vuelta al punto de partida inicial, y luego consiguieron activar una motocicleta con la que pudieron evacuarlos finalmente.

Cuando los encontraron, la mujer presentaba un estado más preocupante, ya que sufría calambres y tenía la temperatura corporal muy elevada, por lo que fue ingresada en el hospital Virgen Macarena de la capital sevillana, mientras que el marido no precisó asistencia.

Uno de los agentes que participó en la búsqueda fue atendido de urgencia en el centro de salud de Santa Olalla del Cala (Huelva) con síntomas de golpe de calor, aunque fue dado de alta en el mismo centro y pidió seguir en su puesto de trabajo al encontrarse ya restablecido.

Toda la actualidad en portada

comentarios