EL VISO DEL ALCOR

Segundo Falcón, el niño prodigio del cante e hijo pródigo de El Viso, vuelve a su festival

Su ciudad natal lo recibirá con los brazos abiertos este sábado y participará por partida triple en la Bienal de Flamenco de Sevilla

Segundo Falcón empezó a cantar en peñas flamencas con 8 años
Segundo Falcón empezó a cantar en peñas flamencas con 8 años - A.G.
ALBERTO GUILLÉN El Viso Del Alcor - Actualizado: Guardado en: Cádiz Provincia

Tres años ha habido que esperar para que Segundo Falcón, hijo pródigo del arte jondo visueño, vuelva al cartel del Festival de Cante Grande de su localidad natal, que se celebra este sábado a partir de las 22 horas en el Parque de la Constitución.

Acompañado por la guitarra de Manolo Franco, Falcón será el encargado de abrir la lata en una velada en la que compartirán escenario con el artista Manuel Moneo, La Cañeta de Málaga, Cancanilla de Marbella, los tocaores Miguel Salado y Antonio Soto, el compás de Antonio Carpio y David Sosa, y que contará además al baile con Fali Reina y su cuadro flamenco.

La relación de este precoz cantaor flamenco con la cita visueña viene de largo y ha tenido sus altos y bajos. Con solo ocho años ya cantaba en la peña flamenca Rincón del Pilar y a los 11 debutó por primera vez, allá por 1981, sobre las tablas del festival. El cantaor visueño recuerda que «en esa época abrí muchos festivales. Antes de los 12 años ya dominaba bien más de 30 palos distintos con sus variantes y se me solía presentar como niño prodigio».

Durante la década de los ochenta repitió participación en varias ocasiones y con el cambio de decenio, según recuerda el artista, desaparece del cartel. «Hay un periodo en el que se contó menos conmigo que coincide con mi época que estaba más centrado en cantar para el baile», explica.

Aunque alejado del festival visueño, Falcón recorrió medio mundo enrolado en varias de las grandes compañías de baile de este país, llegando a participar en la inauguración de los Juegos Olímpicos de Barcelona de la mano de Cristina Hoyos. No fue hasta 2008, después de ganar dos giraldillos en la Bienal de Sevilla, cuando se le volvió a llamar para el Festival de Cante Grande, y en 2013 volvió de nuevo para cantar y colaboró también con la dirección artística para la confección de aquella cita.

Aunque afincado en Sevilla, donde mantiene desde 2006 su plaza como asesor del Instituto Andaluz del Flamenco, Falcón se desplaza constantemente a El Viso, donde codirige una academia flamenca junto a su esposa, la bailaora Fali Reina, que con una media de 60 alumnos anuales, ha formado a más de 300 jóvenes desde su apertura allá por 2008.

Falcón asegura que en su caso no se cumple la máxima del profeta desoído en su tierra: «En general me siento muy querido aquí tanto por la afición visueña como por mis paisanos en general, se me quiere y respeta, no puedo quejarme». El cantaor se congratula de que el Flamenco en El Viso «está hoy más vivo que nunca», y añade: «está saliendo una buena generación de guitarristas y también en cante tenemos a gente como Inmaculada Martín o Vanessa González, las dos con una proyección muy prometedora».

Además, Falcón salta estos días a la actualidad por su participación en la Bienal de Sevilla, en la que estará por partida triple. De una parte, aparecerá colaborando en los espectáculos de Andrés Marín y Eva la Yerbabuena, en el Teatro Central y el Maestranza, respectivamente. Además, al que fuera director del Centro Andaluz de Flamenco de Jerez se le podrá ver en el espectáculo «La savia, provincia y cante», en el que además de cantar se encarga de la dirección al alimón con Paco Jarana y se estrena el próximo día 29.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios