Cádiz Provincia

La Guardia Civil reconstruye ante el juez el crimen de La Rinconada

Dos de los tres acusados se han negado a realizar declaración alguna, mientras que la tercera se ha declarado inocente

Las acusadas por el crimen de La Rinconada al salir de los juzgados
Las acusadas por el crimen de La Rinconada al salir de los juzgados - ABC
ABC Sevilla - Actualizado: Guardado en: Cádiz Provincia

La Guardia Civil, por orden del juez de refuerzo del Juzgado de Instrucción número 6 de Sevilla, José Ignacio Vilaplana, ha practicado en la mañana de este lunes una reconstrucción judicial del asesinato de la joven de 26 años hallada muerta el 19 de abril con fuertes golpes en la cabeza y numerosas heridas de arma blanca en su vivienda de La Rinconada, unos hechos por los que permanecen encarceladas las tres personas imputadas.

Fuentes judiciales han informado a Europa Press de que la Guardia Civil ha sido la encargada de llevar a cabo una reconstrucción de lo que, a su juicio, pudo ocurrir el 19 de abril en la vivienda de la víctima, todo ello en presencia del juez, del secretario judicial, del fiscal, de los tres investigados, que han sido conducidos desde prisión para que participaran en la reconstrucción, y de sus abogados.

Las mismas fuentes consultadas han precisado que los agentes del Instituto Armado han realizado una grabación en vídeo de la reconstrucción judicial de los hechos, realizada en presencia de las tres personas encarceladas por el crimen de Anabel D.V., como son dos hermanas del marido de la víctima -fallecido de un ictus en diciembre de 2015-, identificadas como Elena N.S. y Rosa N.S., y el novio de ésta última, Francisco Javier M.R..

Según han indicado a Europa Press las fuentes consultadas, tanto Francisco Javier como Rosa se han negado a realizar declaración alguna durante la reconstrucción practicada en la mañana de este lunes, mientras que Elena sí ha accedido a declarar aunque únicamente para insistir en su inocencia.

Recientemente, el juez rechazó en un auto la petición de libertad planteada por la defensa de Elena N.S. y acordó mantenerla en prisión provisional a fin de «evitar el riesgo de fuga y el riesgo de reiteración delictiva», ya que en esta causa «concurren hechos que presentan indicios característicos de la perpetración de un delito de homicidio/asesinato».

Al hilo de ello, el instructor argumenta que, de las diligencias practicadas, «cabe deducir» que en la mañana del 19 de abril, las tres personas encarceladas por el crimen se personaron en la vivienda de la víctima, «con quien vendrían manteniendo desavenencias familiares desde largo tiempo».

Según el juez, los investigados «procedieron a agredirla violentamente, asestándole varias puñaladas en el cuerpo y golpeándola con violencia en la cabeza hasta causarle la muerte», añadiendo que «existen serios indicios de la participación» de los investigados en «la causación de la muerte violenta» de Anabel, quien «habría sido encontrada fallecida» el 19 de abril en su domicilio, «ensangrentada y con diversas heridas en cabeza, cuello y tórax -estas últimas ocasionadas en su mayoría en virtud de agresión por la espalda con arma blanca-».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios