Magia para dejar a los niños helados en la cocina

Disney Channel estrena «¿Qué se cuece, Olaf?», con Inés la Maga como chef del ilusionismo

Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Con la excusa de cocinar platos de varios países, empezando por nuestro roscón de Reyes, 48 niños se verán inmersos en una aventura entre mágica y culinaria en el programa «¿Qué se cuece, Olaf?». Disney Channel estrena este domingo a las 14.30 el espacio producido por Zebra, que consta de ocho capítulos de once minutos. «No es de cocina en sí», explica Inés la Maga, que va de «cocinera loca». «Los padres son los ganchos de un programa de cámara oculta muy blanca y divertida», añade. El Olaf del título, por cierto, es el personaje de «Frozen».

En cada episodio semanal, seis niños entrarán en un supuesto taller de cocina donde «todo es posible». «Si falta sal, la cogemos del aire, si necesitamos un ingrediente, lo dibujamos y se hace realidad», cuenta Inés, que además de psicóloga y licenciada en Gemología es una ilusionista de gran prestigio. En unos días volará a Los Ángeles para actuar durante una semana en el mítico Magic Castle.

Tanto Inés como Zebra tienen amplia experiencia en cámara oculta. La productora hace la gala «Inocente, inocente» y la maga debutó en televisión en «Nada por aquí» y trabajó en «Jugando con las estrellas». Está encantada de repetir con los niños. «Entran en ese mundo y viven la magia de verdad, sin filtros. Un chico me preguntó si me quería casar con él. Yo pensé: ¿quién hace la cámara oculta a quien?».

Con los pequeños está muy habituada a interactuar, porque además de su espectáculo en Magic Room, en Madrid, Inés la Maga tiene un taller los fines de semana para chavales de entre siete y doce años. Así ha podido constatar que la imagen de que hay pocas magas «está cambiando».

También ha aprendido a tratar con diferentes públicos: «Los chinos son como niños. Tocan todo y hay que ponerles límites. Se cuelan debajo de la mesa para examinar la baraja. Lo viven con una intensidad brutal. Los ingleses son más cortados. Yen nuestro país la magia es puntera. Somos referente, sobre todo en cartomagia. El español es muy buen espectador porque en la tele y en salas ha visto mucha magia. Es exigente y sabe lo que quiere».

comentarios