Actualidad

Cómo ser concursante de «Gran Hermano», el laborioso proceso de casting del reality show

Pepa Álvaro, directora de casting del programa, nos desvela cómo se eligen a los concursantes cada año

Cómo ser concursante de «Gran Hermano», el laborioso proceso de casting del reality show

«Gran Hermano» es uno de los programas más longevos de la televisión en España. Desde que diera comienzo la vida en directo en el año 2000, Telecinco ha dado luz verde a diecisiete ediciones en las que casi 300 personas han pasado por la casa de Guadalix de la Sierra. Muchos quieren formar parte de este reality show, pero pocos consiguen superar las pruebas físicas y psicológicas que el equipo de casting del programa, capitaneado por Pepa Álvaro, diseñan cada edición para convertirse en concursante oficial.

Una vez abierto el plazo de inscripción, los aspirantes rellenan un completo cuestionario en la página web del programa y adjuntan fotos y un vídeo explicando los motivos por los que se quieren presentar a «GH«. Después, el equipo realiza una entrevista telefónica con el candidato para conocer en profundidad a cada persona.

Filtrando y seleccionando con sumo cuidado, en torno a 1.000 aspirantes se dan cita en un casting presencial en Madrid. En la siguiente fase, los directores del programa realizan una entrevista personal a cada candidato y tiene lugar el primer test psicológico que todo concursante de «Gran Hermano» debe pasar. La fase final incluye: una nueva entrevista con dirección y un reconocimiento médico y psicológico en profundidad. Cuando se decide qué concursantes van a formar parte del grupo definitivo de la edición, los redactores del programa se desplazan al lugar de procedencia de cada uno de ellos para conocer en profundidad al participante y su entorno.

Búsqueda directa

Rebeca entró en «Gran Hermano» mediante el proceso de 'búsqueda directa'
Rebeca entró en «Gran Hermano» mediante el proceso de 'búsqueda directa'- MEDIASET

Solo las personas que consigan superar todas las pruebas impuestas por el equipo de casting del reality se convertirán en concursantes oficiales de «Gran Hermano», aunque no es la única forma de convertirse en habitante de la casa de Guadalix de la Sierra. El reality de Telecino pone en marcha cada año lo que denomina “búsqueda directa”, que se desarrolla principalmente en las zonas costeras en verano donde, durante este periodo del año, se concentra un mayor número de gente joven puesto que a pesar de recibir solicitudes de aspirantes de todas las edades, son las personas entre 20 y 30 años las que más instancias envían al programa de telerrealidad de Mediaset. Subidos en la llamada "caravana GH", el programa visita diferentes ciudades para ampliar la base de datos de posibles concursantes.

En la presente edición, Rebeca que entró en el reality para ocupar la vacante que dejó libre Álvaro al ser expulsado como medida disciplinaria, accedió a la casa por esta vía, aunque ella ya se había presentado en otra ocasión. Sin embargo, aunque se seleccionen personas para acceder al casting mediante esta fórmula, después deben superar el resto de pruebas médicas y psicológicas que forman parte del proceso habitual.

Personalidades fuertes

Aunque «en ningún caso se parte de perfiles predeterminados», según confirma Pepa Álvaro, en cada edición se buscan personas que ofrezcan cualidades distintas con un elemento común: «Sobre todo buscamos personalidades fuertes», porque vivir encerrado durante tres meses no es nada sencillo. Sumergidos en la búsqueda de esas personas que sean más fuertes psicológicamente, a veces seleccionan a candidatos que suscitan las críticas de los telespectadores por su caracter.

Una de las mujeres con más personalidad que ha pisado la casa en la presente edición es Bárbara, que tuvo que abandonar por motivos personales hace solo unas semanas cuando se perfilaba como una de las posibles ganadoras de la edición tras ser salvada por el público en numerosas ocasiones. Su profesión como blogger en la famosa plataforma de vídeos online provocó una aluvión de críticas hacia el popular espacio de Telecinco y no solo por sus gritos dentro de la casa. Según muchos seguidores del programa, que Bárbara dispusiera de muchos de seguidores en su canal de Youtube podría favorecer su permanencia en la concurso. Desde «Gran Hermano» creen que no condiciona: «Pol también es conocido por sus peleas en lucha libre. No creo que los suscriptores del canal de Bárbara sean seguidores de «Gran Hermano». Ella tiene un target de público más mayor que el del reality. No creo que haya influido en su popularidad», explica Pepa Álvaro.

Bárbara tiene un exitoso canal de Youtube.
Bárbara tiene un exitoso canal de Youtube.- MEDIASET

El transcurso del programa, y cómo se desarrolla la vida en la casa, hace que el trabajo de casting sea contínuo, por si en algún momento la casa necesita un nuevo inquilino. Al margen de la lista de espera que se forma en cada edición del programa, el equipo de casting puede encontrar en reservas de otras ediciones a un nuevo concursante que les guste más que los que se han presentado en el mismo año. En ese caso, el programa se pone en contacto con esa persona para preguntar si estaría dispuesto a entrar en la casa.

Así, poco a poco se va configurando el grupo de grandes hermanos que cada temporada se convierten por tres meses inquilinos de la casa de «Gran Hermano». Su vida en Guadalix, seguida las 24 horas por las cámaras de Telecinco, y las polémicas que allí se generan hacen que familiares y amigos de los participantes se conviertan en candidatos potenciales para incorporarse al concurso en cualquier momento una vez ya ha arrancado la edición. Lucía, novia de Omar en la edición «GH14», llegó a la casa dispuesta a resquebrajar la relación de su chico con Paula. Años antes en el «12+1», Sergio abandonó su trabajo en una época complicada laboralmente para instalarse en la casa y alejar a su novia Sindia de Pepe, por quien empezaba a sentir algo más que una amistad.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios