Actualidad

Los científicos denuncian el mal uso de la hipnosis en «Sálvame» con Olvido Hormigos

Una regresión a la exconcejal en Telecinco vuelve a disparar las alarmas, tras las protestas que generó «1, 2, 3 Hipnotízame» en Antena 3

Los científicos denuncian el mal uso de la hipnosis en «Sálvame» con Olvido Hormigos
ABC.es - Actualizado: Guardado en: Actualidad

La regresión hipnótica a la que fue sometida Olvido Ormigos el pasado 28 de octubre en «Sálvame Deluxe» (Telecinco) ha vuelto a despertar las alarmas de la comunidad científica. Desde la Asociación para el Avance de la Hipnosis Experimental y Aplicada (AAHEA) han denunciado la actuación de Ricard Bru, «hipnoterapeuta, parapsicólogo e investigador, como él se denomina», que hizo la «regresión» a Hormigos.

La asociación recuerda que algo parecido ocurrió en el programa «1, 2, 3 Hipnotízame», en Antena 3, del cual ya elaboraron otro informe, al igual que ha ocurrido con «Sálvame Deluxe». Dichos documentos están avalados, aseguran, por una larga lista de «asociaciones y profesionales de prestigio»: Asociación para proteger al enfermo de Terapias Pseudocientíficas, Círculo Escéptico, Red de Prevención del Sectarismo y Abuso de la Debilidad, Sociedad Española de Psicología Clínica y de la Salud, Sociedad para el Avance del Pensamiento Crítico, Facultad de Psicología en la Universidad de Málaga, Universidad Nacional a Distancia, Col.legi Oficial de Psicologia de Catalunya, Colegio Oficial de la Psicología de Las Palmas, Colegio Oficial de la Psicología de Santa Cruz de Tenerife, Grup de Treball de Hipnosis del Col·legi Oficial de Psicologia de les Illes Balears, Grupo de Hipnosis del Colegio Oficial de la Psicología de Las Palmas y Grupo de Trabajo de Hipnosis Psicológica del Colegio Oficial de Psicólogos de la Comunidad Valenciana.

En el nuevo informe vuelven a denunciar «el uso inadecuado y teatral que se hace de la hipnosis en estos programas», lo cual favorece falsas creencias hacia estas técnicas, que pueden incluso graves perjuicios para la salud. Ricard Bru, recuerdan, ya recibió críticas por el programa «Flash back» en un informe emitido por el Grupo de Trabajo de Hipnosis Psicológica del Colegio de Psicólogos de la Comunidad Valenciana en 2002.

La AAHEA detalla los motivos que la han movido a actuar de nuevo contra un programa de televisión:

–La información sobre las regresiones hipnóticas que se vierten en el programa aseguran que se puede conocer la verdad de lo que ocurrió en el pasado de la persona supuestamente regresada, y que con tal regresión se puede descubrir lo que realmente pensaba, sentía, hacía, etcétera. Los resultados experimentales muestran, en realidad, que la hipnosis no incrementa ni el recuerdo, ni la precisión, pero sí incrementa la confianza en el recuerdo, por lo que puede facilitar la génesis de falsos recuerdos. Este tipo de uso «puede tener una peligrosa iatrogenia: el desarrollo de recuerdos que no existieron (abusos sexuales, rituales satánicos, abducciones extraterrestres, contactos con espíritus o incluso de haber adquirido problemas psicológicos en vidas pasadas)».

–La amplia investigación empírica que existe sobre la regresión de edad hipnótica y sobre la relación entre memoria e hipnosis indica que las personas sometidas a la citada regresión hipnótica actúan conforme a sus expectativas, creencias, y presiones del contexto, y no como en realidad se comportaron cuando tenían tal edad. Lo que se recuerda cuando se está en regresión hipnótica puede ser o no real, siendo más probable que el recuerdo sea falso cuando se pretenden recordar sucesos en periodo de «amnesia infantil».

–Lo que se recuerda es un trauma (abuso sexual, rituales y torturas satánicas o de otro tipo, no digamos abducciones extraterrestres), pero la investigación muestra que la memoria es reconstructiva y constructiva, por lo que está expuesta a ser poco precisa para numerosos eventos, cuando no a fabricar recuerdos, a veces con ayuda del hipnotizador. Tal y como indica el informe de la Sociedad Psicológica Británica, «no hay ninguna evidencia de peso que apoye la idea de que los procedimientos hipnóticos mejoren con precisión el recuerdo del testigo de un delito. Por el contrario, la hipnosis puede abocar en falsos recuerdos y en una confianza inadecuada en el recuerdo. Por lo tanto, si la hipnosis se utiliza con fines de investigación, toda evidencia que se obtenga debe tratarse con la máxima prudencia».

«En resumen, la hipnosis no tiene ninguna propiedad especial para incrementar la memoria, ni en terapia ni en ningún otro contexto», explican desde la Asociación para el Avance de la Hipnosis Experimental y Aplicada. En cambio, «los procedimientos hipnóticos pueden ser útiles para examinar y reestructurar los recuerdos existentes que están asociados al problema del cliente».

Según la Sociedad Psicológica Británica, «un problema con todos los métodos que incluyen imaginación guiada es que el terapeuta puede favorecer el desarrollo de fantasías que no son tomadas como tales, ni por el cliente ni por el terapeuta». Esto es especialmente frecuente en las demostraciones televisivas.

No se puede distinguir un recuerdo falso de otro verdadero. Un alto convencimiento en quien recuerda, el dar muchos detalles sobre lo sucedido, que se dé implicación e intensidad emocional alta, e incluso dolor y sufrimiento psicológico al recordar, no garantizan que el recuerdo sea real.

–En definitiva, en el mejor de los casos, el uso de las regresiones hipnóticas debe estar realizado por un profesional que pueda hacer frente a las posibles complicaciones emocionales que puedan surgir en tal situación. La regla fundamental es que «sólo se debe utilizar la hipnosis en el tratamiento de los problemas que uno estaría cualificado para tratar sin hipnosis».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios