Es noticia:

¿Es más polémica Aída Nízar en España o en Italia?

La televisiva triunfa en «Grande Fratello», la edición italiana de «Gran Hermano»

Aída Nízar, ante una de las cámaras de la casa de «Grande Fratello»
Aída Nízar, ante una de las cámaras de la casa de «Grande Fratello» - CANALE 5
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

No cabe duda de que el de Aída Nízar (Valladolid, 1975) es uno de los rostros que más presencia han tenido en la televisión española en los últimos años. En especial, en Telecinco, donde, desde su participación en la quinta edición de «Gran Hermano» se convirtió en una de las cabezas visibles de los programas de corazón y los realities de la cadena, formatos por los que el canal de Mediaset ha apostado muy fuerte en los últimos lustros.

Desde su irrupción en «Gran Hermano» en 2003 –en cuya edición, por cierto, fue la primera expulsada–, Nízar ha formado parte de muchos espacios de Telecinco. Tanto como tertuliana, labor que desempeñó en «Crónicas marcianas», «TNT», «A tu lado», «Enemigos íntimos», «Sálvame» o «Sábado Deluxe», como de concursante. Más allá de «Gran Hermano», la televisiva también ha participado en «Supervivientes» (2011) y «Gran Hermano VIP» (2017), la edición para famosos del formato. Además, colaboró durante varios años con «¿Dónde estás corazón?», programa rosa de Antena 3, y presentó algunos espacios en Canal Catalá TV, la desaparecida cadena autonómica que se podía ver a través de la TDT en Cataluña.

Quince años, así pues, lleva Nízar en primera línea televisiva en España. En ese tiempo, ha protagonizado polémicas de lo más sonoras en todas sus facetas: como concursante, tertuliana, e incluso por temas relativos a su vida personal. Robos, denuncias, agresiones, una guerra abierta contra Telecinco, la casa que le ha dado de comer durante casi tres lustros... e incluso un romance, que, como ella misma desveló, mantuvo con Fernando Martínez-Maíllo, del que aseguró en Telecinco que «quiso casarse» con ella. Controversias de lo más variadas: la última, hace solo un par de meses, cuando criticó a su compañera de «Sálvame» María Patiño, a la que calificó de «esperpento y mentirosa» y de quien dijo que había sido «borrosamente operada» y «que asusta».

Sin embargo, hace algunas semanas decidió abrir sus horizontes y emigrar a Italia. Allí comenzó a colaborar para Canale 5, la cadena hermana de Telecinco y también propiedad de Mediaset. Apareció en el espacio de corazón «Domenica Live», antes de convertirse en concursante de la decimoquinta edición de «Grande Fratello», el «Gran Hermano» de Italia. Desde el principio, su presencia en el concurso fue de lo más notoria, como continúa siéndolo a día de hoy.

Un fenómeno en Italia

El día en que debía entrar en la casa, hace menos de un mes, Nízar se presentó como «una mujer arrolladora», «una estrella de España» y como «la próxima ganadora» del programa. Sin embargo, el formato se quedó sin tiempo en directo y la presentadora del programa, Barbara d'Urso (conductora también de «Domenica Live») le pidió que volviera en la próxima gala para poder entrar en la casa. En ese momento, Nízar entró en cólera y se abalanzó sobre la puerta de acceso al concurso, que comenzó a aporrear. Por ello, un guardia de seguridad tuvo que irrumpir en el plató y agarrarla de los hombros, para sacarla del escenario.

Aunque eso fue solo el principio. Tras ello, logró entrar en el concurso, aunque su paso no es que esté siendo plácido precisamente. La televisiva ha protagonizado múltiples incidentes con varios de sus compañeros, e incluso protagonizó una bronca monumental con su compañero Baye Dame, que incluso la chilló en la cara, llamándola «ridícula» y «bufona» y vejándola públicamente, echándole su aliento en el rostro y llegando incluso a empujarla. Tras ello, la dirección de «Grande Fratello» decidió expulsar del programa a Dame.

Apenas tres semanas después de su entrada en el programa, Nízar se ha convertido en una auténtica estrella en ciernes. Tanto, que incluso se le han creado en las redes sociales varios perfiles de apoyo a la vallisoletana. En Italia, de hecho, el 'hashtag' #IoStoConAida se convirtió en 'trending topic' cuando la aspirante se enfrentó con Dame. Sus propios fans, de hecho, lanzaron una campaña para recaudar 850 euros y poder alquilar una avioneta con un mensaje personalizado para ella, que surcaría el cielo transalpino.

Nízar, así las cosas, es una de las grandes favoritas para la victoria en «Grande Fratello». Un resultado que contrastaría totalmente con su puesto en la edición de «Gran Hermano» de 2003, en la que quedó última, igual que en «Supervivientes». Algo mejor le fue en «Gran Hermano VIP», donde el pasado año fue la cuarta expulsada, antes de ser repescada y después, convertirse en la novena eliminada. De lo único que no cabe duda, eso seguro, es de que la televisiva es, cuanto menos, tan controvertida en Italia como lo era en España.