Actualidad

Los héroes olvidados de 1898

Los actores Eduard Fernández, Luis Tosar y Carlos Hipólito interpretan a los tres cabecillas del último reducto del imperio español en «1898. Los últimos de filipinas»

La que fuera una gesta olvidada, la de un pequeño grupo de soldados que resistió en el último reducto del imperio español en la isla filipina de Baler, vive su momento álgido. Adaptada a la gran pantalla en 1945 por Antonio Román, esta epopeya del último bastión militar español en la isla de Luzón experimentó también el cambio de formato en uno de los capítulos de la serie de TVE «el Ministerio del tiempo» y, ahora, prueba suerte de nuevo en el cine con el aliento que le insufla el filme de Salvador Calvo.

«1898. Los últimos de Filipinas» no solo recupera parte de nuestra historia, sino que revive de la mano de un gran elenco las penurias que sufrió medio centenar de militares españoles por la falta de comida, fuerza, asistencia y noticias de que España ya había capitulado en su guerra contra Estados Unidos y Filipinas pasaba a ser un país libre, o sea, en poder de los americanos.

Recuperamos la historia de los cabecillas de una defensa fracasada, a los que recupera de la desmemoria un trío de reconocidos actores.

Eduard Fernández se mete en la piel de Enrique Morenas y Fossi, el capitán que llegó al mando de los soldados que resistieron en la iglesia de Baler a lo largo de un año. De familia acomodada, comandó a los cincuenta miliares refugiados en la iglesia, edificio que eligieron al considerar el más sólido y defendible. Pese a aguantar el sitio, no pudo sobrevivir al beriberi, ni ver la derrota del destacamento que había capitaneado.

Luis Tosar da vida a Saturnino Martín Cerezo, el teniente que mandó en la iglesia cuando el capitán falleció a causa del beriberi. Desarrolló desde edad temprana gran querencia por los libros, aunque la mentalidad de la época y la situación económica de la familia le obligaron a aparcar sus intereses y trabajar en el campo. Hasta los 17 años, cuando se presentó voluntario al Ejército. Fue el gran héroe de Baler y murió a los 79 años siendo general del Ejército..

Carlos Hipólito interpreta a Rogelio Vigil de Quiñones, el médico y teniente de la expedición cuyo objetivo en el territorio filipino era la puesta en orden de la enfermería. Durante el transcurso de una refriega fue herido de gravedad en un costado y curada él mismo para continuar en la defensa de la iglesia junto al resto de sitiados. Cayó, como el capitán Morenas, enfermo del beriberi, pero pudo sobrevivir y contener la epidemia. Fue uno de los superivientes del asedio filipino en Baler y murió en Cádiz a los 68 años, en 1934.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios