Las marcas a la cabeza hacia el coche autónomo y las más retrasadas

A la cabeza se encuentra General Motors, Renault-Nissan y Daimler-Bosch, aunque resulta extraño que marcas como Apple, Tesla o Uber no formen parte de estos primeros puestos

MadridActualizado:

El año 2020 será clave para la implantación del coche totalmente conectado. Para esa fecha la implantación del sistema de comunicación 5G va a permitir la conectividad total con los vehículos y entre los propios vehículos, con el objetivo final del coche autónomo de nivel 5, es decir, capaz de circular sin necesidad de la intervención humana.

Y aunque las marcas han creado planes bastante ambiciosos para ponerse a la cabeza de la carrera hacia el coche autónomo porque ya es posible recorrer una ciudad congestionada como Tokio en un coche autónomo, sin necesidad de tocar el volante ni los pedales, ni siquiera los intermitentes, todavía resulta un tanto complejo discernir a qué distancia se encuentran realmente de lograr este gran cambio en el sector de la automoción.

Por ahora, uno de los grandes objetivos de la industria es acercarse lo más posible al objetivo de cero accidentes de tráfico. El vehículo sin conductor ayudará a eliminar el error humano, presente en el 90% de los accidentes, reducirá la siniestralidad y nos hará la vida a bordo más fácil. Sin duda, la conducción automatizada traerá muchas ventajas, pero para que podamos ir al volante de un coche sin conducir, es necesario mucho más que incorporar sistemas de asistencia a la conducción.

A fin de tratar de descubrir cuáles son las empresas que más cerca están de lograr ese objetivo, Navigant Research, la consultoría norteamericana dedicada a la investigación del mercado de tecnología limpia, ha publicado los resultados de un nuevo estudio, titulado «Autonomous Driving Leaderboard», en el que analiza los avances de las 19 compañías que están trabajando desde 2015 en esta tecnología y su posición actual respecto a sus rivales.

A la cabeza se encuentra General Motors, Renault-Nissan y Daimler-Bosch, a las que se le suman al apartado de líderes Waymo, Volkswagen, BMW-Intel-FCA y Aptiv. En la siguiente posición, se encuentran Volvo-Autoliv, Ford, PSA, Jaguar Land Rover, Toyota, Navya, la alianza Baidu-BAIC e Hyundai. No obstante, llama la atención de que marcas como Apple, Tesla o Uber no formen parte de estos primeros puestos ya que se tratan de empresas proclives a anunciar bastantes progresos tecnológicos. Aunque, en los últimos meses, todas las compañías ya trabajan en conducción autónoma, controlar con la voz el coche o en la compra de una flota de vehículos robotizados, respectivamente.

Esta clasificación se ha establecido en base a la evaluación de diez factores: visión, estrategia de mercado, asociaciones, ventas, marketing y distribución, calidad del producto y fiabilidad, diseño de producto y capacidad de permanencia. Así lo define la propia institución.