Motor - Reportajes

Estrella un deportivo a la hora de estrenarlo

Un joven australiano de 17 años acaba empotrado contra la entrada de un domicilio particular tras perder el control de su potente Nissan Skyline GT-R R33

Estrella un deportivo a la hora de estrenarlo

En Australia es legal conducir desde los 17 años, pero no parece la mejor idea ponerse a los mandos de un Nissan Skyline GT-R R33 de 280 CV y tracción trasera con la licencia recién obtenida.

Este vehículo es un rápido modelo habitual de vídeojuegos, películas como la saga 'Fast & Furious' y, sobre todo, del mundo del drifting, por su notable capacidad para derrapar. Este último uno de los motivos por los que exige ciertas dotes al volante si se quieren evitar peligrosos percances como éste.

La pesadilla tuvo lugar en Perth, cuando por motivos aún desconocidos (aunque presumibles) el propietario del coupé deportivo perdió el control del coche y terminó estrellándolo contra la entrada de una casa tras atravesar su jardin, tal y como se aprecia en la imagen.

Por fortuna, nadie salía por la puerta en ese momento. Además, tanto él como sus acompañantes salieron ilesos. De paso, los daños sufridos por el vehículo no fueron cuantiosos.

Quizá lo más sorprendente es que el joven conductor no tardó mucho en acabar «decorando» su nuevo coche tal y como se aprecia: tan sólo una hora después de haberse hecho con una de las pocas unidades disponibles de esta versión en el mercado australiano.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios