El hermanastro de Kim Jong Un llevaba un antídoto en el momento de su asesinato

Kim Jong Nam tenía consigo atropina, un fármaco que se utiliza para combatir los efectos de algunos venenos y agentes nerviosos

Actualizado:

Kim Jong Nam, el hermanastro del actual líder norcoreano, Kim Jong Un, llevaba consigo una docena de ampollas un antídoto en el momento en el que fue envenenado con el agente nervioso VX, según ha informado el diario malasio 'Star Online'.

Cuando se produjo su asesinato, Kim, que llevaba un pasaporte a nombre de Kim Chol, tenía consigo atropina, un fármaco que se utiliza para combatir los efectos de algunos venenos y agentes nerviosos.

«Recibí estos objetos junto con otras siete pruebas que la Policía me entregó a las 16:06 del 10 de marzo para pruebas de toxicología», ha aseverado la jefa de la unidad de alcohol y toxicología del Departamento de Química del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de Malasia, K. Sharmilah.

Aunque las primeras investigaciones indicaban que Kim fue asesinado por dos mujeres que le rociaron con el agente nervioso VX, hay otros tres sospechosos. Corea del Sur y Estados Unidos señalan directamente a Corea del Norte como responsable.

Kim murió envenenado después de que dos mujeres -la indonesia Siti Aisyah y la vietnamita Doan Thi Huong- presuntamente le rociaran la cara con un gas nervioso en el Aeropuerto Internacional de Kuala Lumpur en febrero de 2017.

Según sus abogados, fueron engañadas haciéndolas creer que estaban siendo grabadas para gastar una broma en un programa de televisión.

Corea del Norte ha rehusado cooperar en la investigación del caso y ha acusado a las autoridades de Malasia de confabularse con las autoridades de Corea del Sur para acusar a Pyongyang del asesinato.

El asesinato de Kim Jong Nam ha enturbiado las relaciones entre Malasia y Corea del Norte. Kuala Lumpur ha permitido el regreso a Corea del Norte de tres de los sospechosos que se habían refugiado en la Embajada norcoreana a cambio de la liberación de nueve malasios que habían quedado atrapados en Pyongyang.