Internacional

Felipe González denuncia la «tiranía» de Venezuela ante el «aumento de presos políticos»

En tan solo cuatro meses, el número de presos políticos ha aumentado de 84 a 130. El expresidente ha criticado también la falta de acuerdos en España para formar gobierno

El expresidente Felipe González, en una rueda de prensa junto a la disidente venezolana, Lilian Tintori
El expresidente Felipe González, en una rueda de prensa junto a la disidente venezolana, Lilian Tintori - Isabel B Permuy
EFE Santiago De Chile - Actualizado: Guardado en:

El expresidente del Gobierno español, Felipe González, ha denunciado este viernes en lo que ha calificado de «tiranía arbitraria» en Venezuela tras conocerse que el número de presos políticos en el país ha aumentado de 84 a 130 en los últimos cuatro meses.

«En Venezuela no hay una dictadura, hay una democracia traicionada, lo cual convierte al régimen en una tiranía arbitraria», declaró el exlíder del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), quien este viernes dictó en Santiago la conferencia «Crisis de la Gobernanza de la Democracia Representativa».

El exjefe del Ejecutivo español (1982-1996) intervino ante un centenar de autoridades chilenas y embajadores en el «Ciclo de Conversaciones Canciller Orlando Letelier», organizado por el Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile en memoria del excanciller asesinado por agentes del régimen de Augusto Pinochet en Washington hace 40 años.

González, quien fue recibido en el palacio de La Moneda por la presidenta Michelle Bachelet, recibió un diploma del Gobierno chileno «por su valiente y desinteresada ayuda humanitaria, que contribuyó a salvar la vida de miles de chilenos y extranjeros perseguidos por la dictadura».

En su alocución, el exmandatario español se refirió a «la crisis de propuestas de la socialdemocracia en un momento en el que debería ser la respuesta más adecuada a la insatisfacción que produce la economía de la globalización, que es una economía de mercado que está perdiendo su sentido social y está aumentando las desigualdades».

Al término de la conferencia, González fue preguntado por los periodistas acerca de la detención el pasado día 5 del periodista chileno venezolano Braulio Jatar. «Fue una arbitrariedad más», dijo. «Primero lo detienen y después intentan buscar por qué lo han detenido. Eso está pasando todos los días», aseguró.

González denunció que el verdadero motivo del arresto fue que Jatar contó que el presidente Nicolás Maduro fue recibido con un «cacerolazo» en Isla Margarita cuando viajó allí para inaugurar unas viviendas sociales que llevaban años construidas. Tras recalcar que «es incompatible con la democracia que haya presos políticos», González criticó que en junio de 2015 las autoridades venezolanas no le dejaran visitar en la cárcel a los dirigentes opositores Leopoldo López y Daniel Ceballos.

«Leopoldo López está en la cárcel acusado de instigar -con la consecuencia de 43 muertos- en las manifestaciones de 2014, y hay una parte de la opinión pública que lo ha creído, pero nunca se ha investigado, porque se sabe muy bien quiénes los mataron», aseguró. «Murieron baleados y las balas no venían del cielo; los manifestantes de la oposición tienen cualquier cosas, menos balas», afirmó el expresidente del Gobierno español, quien denunció que en los últimos cuatro meses, el número de presos políticos ha pasado de 84 a 130.

González se refirió también al candidato republicano a la presidencia de Estados Unidos, Donald Trump, de quien dijo que «aunque pierda -que ojalá pierda- ya ganó, porque ya hay un porcentaje muy alto de americanos que creen que su mensaje es correcto». En opinión del exmandatario, el mensaje del multimillonario aspirante a la Casa Blanca «da en la línea de flotación de los valores de la convivencia y la democracia».

El expresidente del Gobierno expresó su malestar por la «absurda situación» política que está viviendo España actualmente. González reprochó a los dirigentes políticos de su país que haya habido «dos elecciones seguidas sin formación de Gobierno y la amenaza de ir a una tercera incluso, con los mismos candidatos encabezando las listas».

Y consideró un sinsentido que los cabezas de lista de las principales fuerzas políticas «vayan a ir por tercera vez a los ciudadanos a decirles que se han equivocado y que deben votar de nuevo». «Sería más razonable que dijeran, "bueno, nos hemos equivocado dos veces, no lo vamos a volver intentar", porque no sé qué margen de campaña electoral hay si llegamos a eso, que espero que no», agregó.

Entre las propuestas para hacer que los gobiernos sean más pragmáticos, eficientes y transparentes, González lanzó la idea de crear un software «que esté instalado en los principales medios de comunicación de cada país» y que permita fiscalizar en todo momento los ingresos, gastos y ejecución presupuestaria del Gobierno.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios