Internacional

Detenido un adolescente que provocó un tiroteo en una escuela de EE.UU. tras matar a su padre

El autor del tiroteo en Carolina del Sur cargó contra dos menores, que han sido puestos en tratamiento psicológico, y un maestro que se encuentra hospitalizado

Exteriores de la escuela de Townville en la que se ha producido un tiroteo durante la jornada de este miércoles
Exteriores de la escuela de Townville en la que se ha producido un tiroteo durante la jornada de este miércoles - REUTERS
AGENCIAS - Actualizado: Guardado en:

Un adolescente de EE.UU. ha sido acusado de matar a su padre en su casa de Carolina del Sur, para después provocar un tiroteo en una escuela, en el que han resultado heridos dos niños y un profesor. El joven ya ha sido detenido por la Policía, y los dos estudiantes heridos han sido puestos bajo tratamiento psicológico. Por su parte, el maestro al que también alcanzaron los disparos se encuentra actualmente hospitalizado.

El cadáver del padre asesinado fue descubierto por su madre, que había recibido una llamada del autor, su nieto. «Ella no podía comprender lo que le decía porque estaba llorando y alterado, por lo que decidió acercarse a la vivienda [...] tras lo cual, descubrió el cadáver de su hijo y llamó a los servicios de emergencias» ha asegurado el coronel Greg Shore.

Mientras tanto, el sospechoso, cuyo nombre aún no ha trascendido a los medios, ha sido acusado de asesinar a su padre, un hombre de 47 años identificado como Jeffret De Witt Osborne. Tras dicho suceso, según la agencia Reuters, el joven condujo una camioneta durante algo más de tres kilómetros, para dirigirse a la Escuela Elemental de Townville, donde chocó contra una valla del patio del recreo -con el fin de acceder al recinto, en el que inició el tiroteo-. El autor de este incidente, que se inició en torno a las 14.00 (hora local), ya se encuentra bajo custodia de las autoridades. Se desconoce por el momento la motivación que pudo llevar al agresor a realizar estos hechos, y se ha asegurado que el joven estuvo matriculado en el colegio, pero se desconoce cualquier vínculo con los actuales alumnos.

Los niños han recibido sendos disparos en una pierna y en un pie, respectivamente, mientras que la profesora resultó herida en un hombro, según ha indicado el capitán Garland Major, de la oficina del «sheriff» de Anderson. Todavía no se sabe si el presunto autor del tiroteo conocía a los heridos ni el motivo del tiroteo. La escuela atacada cuenta con más de 280 alumnos que van desde el nivel de guardería hasta sexto curso. Los estudiantes han sido evacuados tras el tiroteo a una iglesia cercana, informa la cadena Fox News.

Las imágenes de la televisión local mostraban a un número importante de policías y miembros de la oficina del sheriff del condado de Anderson, en el sureste de Estados Unidos. Los tiroteos en las escuelas de Estados Unidos son un fenómeno relativamente frecuente. Carolina del Sur es uno de los estados más permisivos en materia de tenencia de armas.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios