Entrada al hospital Vargas de Caracas, este jueves
Entrada al hospital Vargas de Caracas, este jueves - VIVOplay

VenezuelaColectivos chavistas secuestran a médicos, manifestantes y periodistas en un hospital de Caracas

Los grupos armados de civiles retuvieron durante menos de una hora a los participantes en una protestas por el deterioro del sistema sanitario y la escasez de materiales y medicamentos

CaracasActualizado:

Un grupo de personas, identificadas como colectivos chavistas, retuvieron este jueves a un grupo de periodistas y a personal médico que participaba en una protesta por el deterioro del sistema sanitario público en el hospital José María Vargas, en el oeste de Caracas, según pudo constatar Efe.

Los miembros del supuesto colectivo, como se conocen a las organización de civiles que actúan como brazo de defensa de la llamada «revolución bolivariana» chavista, se presentaron en la sede del hospital y retuvieron a periodistas y manifestantes.

Varios medios locales de Venezuela denunciaron el «secuestro» de sus trabajadores y el robo de equipos personales, aunque no precisaron el número exacto de implicados o de víctimas.

La retención de los manifestantes y periodistas se extendió por un plazo no mayor a una hora.

El incidente se presentó cuando un grupo de pacientes y personal médico inició una protesta para denunciar el deterioro del sistema y la escasez de materiales y medicamentos, frente a la instalación del histórico hospital.

Durante la manifestación los propio médicos y enfermeros derribaron al personal de seguridad para permitir a los periodistas ingresar a los pabellones y las salas de emergencia del hospital para constatar el deterioro del lugar y dónde el paso de cámaras y de la prensa está prohibido por completo.

Denuncia de secuestro de los periodistas

Fue en ese momento cuando los presuntos colectivos llegaron a la institución sanitaria para, presuntamente, impedir que los medios tomarán las imágenes del interior del hospital.

El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa venezolana denunció a través de la red social Twitter el incidente asegurando que «colectivos armados» secuestraron a periodistas en el hospital Vargas, de Caracas, mientras cubrían manifestación.

El camarógrafo del canal en línea Vivoplay fue retenido por cerca de una hora, y despojado de la cámara y el equipo de transmisión, según informó el propio medio en la misma red social.

Testigos del incidente aseguran que las personas llegaron abordo de un vehículo, cuando se desarrollaba la manifestación, portando armas y chalecos, y que cerraron las puertas con los manifestantes dentro del hospital.

La protesta del José María Vargas se desarrollo en paralelo a otras varias manifestaciones en centros públicos del país.