Un palestino protesta contra el traslado de la embajada de los Estados Unidos a Jerusalén
Un palestino protesta contra el traslado de la embajada de los Estados Unidos a Jerusalén - REUTERS

Claves para comprender la semana más tensa en Israel

El traslado de la embajada de Estados Unidos a Jerusalén puede causar altercados en Gaza

MADRIDActualizado:

Cada nueva declaración de Trump sobre Oriente Próximo parece tener la capacidad de prender la mecha de un conflicto que quizá sea interminable. Después de que el mandatario anunciara el pasado miércoles que Estados Unidos se retiraba del acuerdo nuclear con Irán, las tensiones entre Teherán y Tel Aviv se desataron de nuevo. Cuando hace meses apostó por trasladar su embajada a Jerusalén, reconociendo así a la urbe como capital de Israel, buena parte de la comunidad internacional respondió con inquietud. Este lunes, la ceremonia de inauguración de la nueve sede diplomática tendrá lugar ante el regocijo de Netanyahu y la presencia de la hija del inquilino de la Casa Blanca, Ivanka Trump, y la de su esposo, Jared Kushner. La fecha elegida posee un gran peso simbólico: hace 70 años, David Ben Gourión proclamó la creación del Estado judío. Al día siguiente, los palestinos establecieron la conmemoración de «Nakba» o desastre, la fecha en la que se recuerda la expulsión de sus territorios.

1. ¿Qué pasa con Jerusalén?

La fecha clave en las disputas sobre Jerusalén se remontan a la guerra de los Seis Días de 1967, cuando Israel arrebató a Jordania la mitad oriental de la ciudad, que comprendía el barrio árabe y algunos lugares de gran importancia para las tres grandes religiones monoteístas, como el Muro de las Lamentaciones o la Explanada de las Mezquitas. Los palestinos no aceptan esta situación y reclaman la mitad oriental de la urbe como la capital de su futuro Estado.

2. ¿De verdad se mueve hoy la embajada?

Sí, pero con matices. Algunas de las oficinas de la embajada de Estados Unidos en Israel, hasta ahora situadas en Tel Aviv, se trasladarán al hasta ahora consulado de Jerusalén, ubicado en el barrio de Arnona, situado en el sur de la urbe.

3. ¿Quién acudirá al acto?

La hija del presidente de los Estados Unidos, Ivanka Trump, y su esposo, Jared Kushner, asistirán al acto. También lo hará el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, y el subsecretario de Estado, John Sullivan. Los representantes de otros 32 países, como recuerda el diario «Haaretz», participarán en la ceremonia: Albania, Angola, Austria, Camerún, Congo, República Democrática del Congo, Costa de Marfil, la República Checa, la República Dominicana, El Salvador, Etiopía, Georgia, Guatemala, Honduras, Hungría, Kenia, Macedonia, Nigeria, Birmania, Panamá, Perú, Filipinas, Rumanía, Ruanda, Serbia, Sudán del Sur, Tailandia, Ucrania, Vietnam, Paraguay, Tanzania y Zambia.

La ausencia de la mayor parte de los países de la Unión Europea, contrarios a la decisión tomada por Trump, evidencia su desacuerdo con el traslado de la embajada a Jerusalén. Por su parte, el mandatario de los Estados Unidos participará en el mismo a través de videoconferencia.

4. Problemas con los países musulmanes.

La Liga Árabe ha pedido a la comunidad internacional que presione a Israel para que ponga fin a la ocupación y ha demandado una intervención inmediata para proteger los santuarios islámicos y cristianos en Jerusalén. En un comunicado, el organismo ha calificado la inauguración de la embajada de Estados Unidos como un «paso provocativo y una agresión flagrante» contra los sentimientos de los árabes y musulmanes y «una grave violación» de la ley internacional. Asimismo, ha condenado las «agresiones» israelíes en Jerusalén y, en particular, en la mezquita de Al Aqsa, donde acusó a las fuerzas israelíes de profanar la santidad del templo y de atacar a sus guardias.

5. ¿Hay riesgos graves para la seguridad?

Desde luego, se temen posibles altercados. Como ha informado este lunes EFE, la Policía israelí ha desplegado a miles de agentes en Jerusalén para garantizar la seguridad por el polémica traslado de la embajada. «Miles de policías, incluidos agentes de fronteras, unidades especiales y oficiales patrullarán áreas de la ciudad con énfsais en y alrededor de la zona de la embajada», ha explicado un portavoz policial en un comunicado. El despliegue «se ha llevado a cabo en coordinación absoluta con las agencias d seguridad», se ha añadido en la nota, donde se sentencia: «Las unidades policiales responderán de inmediato a cualquier incidente que ocurra o a protestas ilegales»