Lista

Los helados gaditanos más sorprendentes de la temporada

Por Carmen Ibáñez Quignon,

 Cuando hay mucho bueno donde escoger, es difícil decidirse. En Cádiz y la provincia abundan las heladerías, cada una con su estilo propio. Cuando quieren desmarcarse del resto, el secreto está en crear sabores distintos más allá de la vainilla, la fresa o el chocolate. Nuestros heladeros están en ello y cada año suman nuevas variedades a sus escaparates. Podemos encontrar novedades en cualquier parte del proceso, lo que está claro es que el cliente busca que le sorprendan con un resultado final que además, sea exquisito. Y lo consiguen. Así lo demuestra esta renovada lista de helados imprescindibles que destacan por su originalidad. ¿Con qué nos deleitarán el año que viene?

 

te-matcha

1. Helado de té Matcha (La Cremería, Cádiz)

La heladería de la capital gaditana ha lanzado un nuevo sabor que aseguran es “toda una experiencia” para quien lo prueba. Se trata de helado de té Matcha, un té verde molido de tradición japonesa, que ingrediente de muchas elaboraciones, especialmente dulces. Desde La Cremería destacan las propiedades de este té como antioxidante, reforzador de las defensas y bueno para regular los niveles de colesterol. La receta del heladero italiano Carlo Guierrero ha potenciado el sabor añadiendo lima, canela y amapola de cultivo biológico. Además es un helado exclusivo que no encontrarás en otro lugar, y es vegano, es decir, no contiene ningún ingrediente de origen animal.

 

helado-aceite

2. Helado de aceite de oliva Virgen Extra con naranja (Heladería Soleluna, Chiclana)

Soleluna es una de las heladerías italianas más antiguas de Chiclana. Abrió sus puertas en 1999, y continúa sacando nuevos sabores que se mezclan en su expositor con los más tradicionales y sus creminos. Cuando la moda es sorprender con combinaciones muy elaboradas, Soleluna apuesta por una mezcla sencilla, tradicional y natural: un helado de aceite de oliva virgen extra con naranja. Se trata de la últimas incorporaciones a sus vitrinas con la que siguen apostando por los ingredientes naturales. Sésamo negro y anís estrellado con hinojo son otras exóticas opciones de la heladería chiclanera.

 

bollihelado

3. Bollihelado (El Mastrén, Vejer)

Las combinaciones más simples son a veces las más exquisitas. De acompañar el helado con barquillos, algunos pasaron a utilizar otras galletas tipo Digestive, o Cookie. La heladería El Mastrén de Vejer presentó en la Ruta de la Ternera de Vejer su novedad de esta temporada, el bollihelado, que da una vuelta de tuerca más al concepto. Consiste en una bola de cualquier sabor que elijamos, metida dentro de un suave bollo de leche. Podemos imaginar el resultado: la textura cremosa y la frialdad del helado, contrasta con la temperatura ambiente del esponjoso bollo. La misma heladería fue la creadora del helado de manteca colorá que preparó para el Día Internacional del Lomo en Manteca que se celebró por primera vez en Vejer en 2015 con la colaboración de Carnicería Paco Melero,.

sorbete gazpacho

4. Sorbete de gazpacho y mango (Da Massimo, El Puerto)

Un sabor inesperado para comer en un cucurucho. Lo llaman gazpacho tropical y mezcla la tradicional receta andaluza con el mango, una fruta que combina muy bien en la cocina salada gracias a su acidez.  Está preparado sin gluten ni lactosa, para alegría de los aficionados al helado que padecen alguna de estas intolerancias. El sorbete de gazpacho fue una novedad en 2016, que ahora tiene un toque más exótico, eso sí el gazpacho que se utiliza en su elaboración sigue siendo obra de La Bodeguilla del Bar Jamón, el mítico local portuense.  El torbellino de imaginación del heladero italiano no termina con este sorbete. La temporada 2017 destaca por otras originales creaciones como Cocoflan, helado de flan de huevo con coco y chocolate; o un helado para perros  (sí, para nuestras queridas mascotas, que también tiene derecho a refrescarse) preparados con vainilla y arroz.

helado la trufa

5.Helado de Cerveza Piñonera (La Trufa, Puerto Real y Cádiz)

Este original helado se preparó con motivo de la feria de la cerveza artesanal de Puerto Real, combinando la creatividad de Francisco y José Luis Mel, de La Trufa y la cerveza de Puerto Real La Piñonera. Ellos mismos fueron los que plantearon la idea a la cervecera artesanal  y se pusieron manos a la obra. El resultado fue un sorbete macerado con trozos de chocolate , crema de avellana y galletas cookies preparada con la cerveza de matices dulces de la marca. Sólo unos pocos afortunados pudieron degustarla en la Feria de la Cerveza. Lo que sí está disponible para todos son otros dos originales sabores de La Trufa: el helado de palmera de Nutella y de Piñonera (en la foto). En este último han convertido el dulce típico de Puerto Real en helado de crema de yema, veteado con bizcocho de almendra, caramelo de vino y piñones de Puerto Real.

tarta-zanahoria-mira

6. Pastel de zanahoria (Heladería Mira, Cádiz)

La heladería Mira tiene larga tradición en Cádiz y recientemente se ha adaptado a los nuevos tiempos. Prueba de ello es su moderna decoración y sus sabores. Entre los más innovadores está el de pastel de zanahoria, que preparan con nata, zanahoria, y bizcocho de zanahoria. Esta no es la única tarta que han convertido en delicioso helado. Los más golosos pueden elegir el sabor de tarta Red Velvet; tarta Sacher, hecha con chocolate negro, bizcocho y naranja, o tarta de San Marcos, preparada con nata, bizcocho y yema tostada caramelizada.

helados-toni

7. El secreto del abuelo (Heladería Toni, Sanlúcar)

La cuarta generación de la familia Bornay es la que gestiona la popular heladería de la plaza del Cabildo en Sanlúcar. Su maestro heladero, Rafael Jordá fue uno de los más innovadores hace años creando sabores de helados impensables como el de manzanilla de Sanlúcar o el sorbete de langostinos de Sanlúcar. Resultaron ser algo arriesgados para el público general, así que tras ese periodo de experimentación volvió a centrarse en los sabores tradicionales. Eso sí, tradicional no significa común. En su carta de sabores se encuentra el llamado “Secreto del abuelo”, en honor al patriarca, hecho con una crema de flan aderezada con piñones y caramelo. Destacan otros sabores como el de marrón glacé, inspirado en el dulce de castañas, nada habitual en los expositores de la heladerías gaditanas.

azoe-nitro

8. Ázoe Nitro (Zahara de los Atunes)

Ese es el nombre de esta novedosa heladería de Zahara en la que se preparan, al momento, helados con nitrógeno. Ver el proceso es todo un espectáculo, y nos lleva a creer que estamos en un laboratorio. La variedad de sabores no es muy amplia pero si muy rica, por lo que merece pena comprobar la singular cremosidad de sus tarrinas y asistir a su elaboración en directo.