Familia - Supersanos

El 15,5% de los niños en España desayunan solo leche, agua o zumo

Apenas un 2,8% realiza una primera ingesta «de calidad», según el informe «Aladino»

El 15,5% de los niños en España desayunan solo leche, agua o zumo

Los niños españoles desayunan mal, y poco. Así lo afirma un estudio presentado por el Ministerio de Sanidad en el que se indica que un 15,5% de los niños de 6 a 9 años solo desayuna leche, agua, o zumo antes de ir al colegio y que aproximadamente uno de cada cinco lo acompaña de bollería. Además el estudio muestra como la prevalencia de la obesidad es mayor entre los niños que no hacen esta primera ingesta a diario.

Esto es lo que se desprende del los resultados del último informe «Aladino» que cada dos años realiza Sanidad a través de la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aecosan), basado en datos de una muestra de 10.899 niños de esta franja de edad y que han sido recopilados entre noviembre de 2015 y marzo de este año.

Frecuencia y composición

El estudio señala también que el 93% de los menores desayunan habitualmente, frente al 3,5% que lo hace casi todos los días (4-6 días), 2,9% (1-3 días) y 0,5% no lo hace nunca. En cuanto a su contenido, el alimento más habitual es la leche (78%), seguido de las galletas (39%), saborizantes como café, cacao o chocolate (33%), cereales (21%), pan o tostadas (20%), bollería (12,3%), fruta fresca o en zumo (8,4%), huevos (6,4%), yogur, queso u otros lácteos (5,1%), batidos lácteos (3,9%) o zumos envasados.

No obstante el estudio revela que el 15,5% solo bebe líquido y, entre quienes lo combinan con algo más, lo más habitual es tomar un lácteo (leche, batido o yogur) y cereales, según el 49,1% de los escolares. Tras esta combinación la más habitual es la que incluye bollería, con lácteos (3,9%) o con zumo o cualquier otro alimento (19%). Además, el estudio muestra diferencias en los hábitos de desayuno en función del peso del niño. Así, el 52,4% de las familias de los niños con obesidad indica que sus hijos comen pan o tostadas y el 13,5% zumos envasados.

Pero, ¿cómo debería ser esta primera ingesta del día para ser del todo correcta? Según Cristóbal Coronel Rodríguez, secretario general de la Sociedad Española de Pediatría Extrahospitalaria y Atención Primaria (SEPEAP) y miembro del grupo de Nutrición de esta institución, «el desayuno proporciona al menor la energía necesaria para afrontar la primera parte de la mañana y contribuye al rendimiento escolar, por lo que debe cubrir al menos entre el 20-25% de las necesidades nutritivas de los niños. Por esta razón, es crucial que las familias conozcan qué alimentos no pueden faltar en un desayuno completo y equilibrado: lácteo, cereales y fruta. Y esta selección es exactamente igual para todos, independientemente de la edad. Lo único que cambia un poco es la cantidad». Así lo corroboran también los autores del estudio «Aladino», quienes lamentan además que solamente un 2,8% realiza ese desayuno «de calidad».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios