PrecauciónLa trombosis, primera causa de muerte en mujeres embarazadas

La fecundación in vitro o los tratamientos hormonales incrementan hasta 10 veces más el riesgo de sufrirla que una gestación natural

Actualizado:

La trombosis es la primera causa de muerte en la mujer durante el embarazo, principalmente a consecuencia de la embolia pulmonar, según el estudio TEAM (Trombosis En el Ámbito de la Mujer), liderado por un equipo español y por la Sociedad Española de Trombosis y Hemostasia.

Según el citado estudio, el 41% de las mujeres que presentan algún tipo de trombofilia sufren un evento tromboembólico durante el embarazo o puerperio.

A raíz de estas conclusiones, la Sociedad Internacional de Trombosis y Hemostasia (ISTH) ha puesto en marcha el primer estudio internacional prospectivo-observacional WiTEAM 2018-2020 (Women International Team) para determinar la relación causa-efecto entre trombofilia genética y problemas reproductivos: infertilidad, abortos de repetición, muerte fetal, preeclampsia, etc.

El nuevo proyecto de investigación WiTEAM, que finalizará en 2020, se ampara en el estudio anterior que evidencia que un 10% de las mujeres gestantes tiene alguna complicación tromboembólica durante el embarazo o el puerperio; la fecundación in vitro o los tratamientos hormonales incrementan hasta 10 veces más el riesgo de trombosis que un embarazo natural.

Además, 1 de cada 4 pacientes con problemas de fertilidad o complicaciones graves durante el embarazo es portadora de una trombofilia genética provocada por la disfunción del Factor V Leiden, la mutación del gen de la protrombina, la mutación del factor XII, el grupo sanguíneo ABO o los niveles de factor VIII.

Desde el punto de partida de estos datos, el estudio WiTEAM 2018-2020, «se centrará en hacer el seguimiento a un grupo de 3.000 mujeres de diferentes países que son portadoras de una trombofilia genética con un doble objetivo: establecer un protocolo terapéutico para evitar la trombosis durante el embarazo y prevenir la infertilidad o los problemas de insuficiencia placentaria que impiden el embarazo o que éste llegue a término», según la doctora Amparo Santamaría, investigadora principal.

Otros factores de riesgo protrombóticos y que, por tanto, deberían ser evaluados en cada caso son sobre todo la herencia genética familiar, es decir, tener familiares con antecedentes de trombosis y también otros factores de riesgo como la obesidad, diabetes, edad (+35) y haber sufrido un episodio trombótico previo.

En este sentido, la doctora Santamaría considera que «el estudio es una oportunidad para que hematólogos, obstetras, ginecólogos y especialistas en reproducción asistida aúnen esfuerzos tanto en el diagnóstico como en el tratamiento preventivo para establecer guías y consensos».

Se trata de conseguir embarazos a término sin complicaciones para la madre o el feto considerando que la trombofilia es la principal causa de muerte obstétrica en todo el mundo desarrollado especialmente, a consecuencia de una embolia pulmonar.