Lucía Bosé, en Brieva, junto a su hija Paola - ABC / Vídeo: La Fiscalía pide dos años de cárcel para Lucía Bosé

LA VERSIÓN DE LA FAMILIALos Bosé afirman que el dibujo de Picasso se lo regaló la «Tata» a Miguel

La Fiscalía pide dos años de cárcel para Lucía Bosé por vender una obra del pintor malagueño que perteneció a Remedios, la que fuera su empleada durante 50 años

MADRIDActualizado:

Los que conocen y quieren a Lucía Bosé (86 años) se quedaron ayer de una pieza cuando se anunció que la Fiscalía Provincial de Madrid solicita dos años de prisión para la actriz por un delito de apropiación indebida, tras vender en una subasta un dibujo de Pablo Ruiz Picasso por un valor de 198.607 euros y que pertenecía a una antigua empleada de hogar ya fallecida. En su escrito de acusación, la Fiscalía sostiene que Lucía Bosé mantuvo a su empleada doméstica Remedios T. M. conviviendo en su domicilio de Madrid durante cincuenta años, hasta su fallecimiento el 5 de abril de 1999.

Al ser su lugar de residencia, Remedios T. M. guardaba en el domicilio familiar de los Bosé en Somosaguas todas sus pertenencias, entre las que se encontraba el mencionado dibujo de Picasso, titulado «La Chumbera», en cuyo reverso figuraba una dedicatoria del pintor fechada el 12 de febrero de 1963, donde se podía leer «para Reme». La Fiscalía reclama una indemnización por dicho importe en concepto de responsabilidad civil para las dos sobrinas de Remedios, a quienes considera herederas. Ahora, la causa contra la actriz está pendiente de que se fije la fecha de inicio del juicio oral.

Esta información ha dejado de momento muda a la propia Lucía, quien en estos momentos se encuentra en Brieva, localidad segoviana donde reside desde hace años. Su representante asegura a ABC que «La Chumbera» forma parte de la colección familiar, al tiempo que aclara que la actriz está tranquila. Asegura que se enteró por los medios de la petición de la Fiscalía, aunque lo cierto es que las sobrinas de la «Tata» llevan años reclamando una herencia que tuvo otros bienes, además del dibujo picassiano, y que, insisten, ya liquidaron en su momento.

«La Chumbera», el dibujo que pintó Picasso
«La Chumbera», el dibujo que pintó Picasso - ABC

Fuentes de la familia de Bosé dicen a ABC que esta historia no es como las sobrinas de Remedios aseguran. En su versión, la «Tata» regaló a Miguel Bosé el picassiano dibujo cuando dejó la casa de Somosaguas, hace más de 30 años, para mudarse a Extremadura junto a Lucía Dominguín, quien abrió un hotel junto a su exmarido, Carlos Tristancho. Remedios vivió allí hasta el final de sus días. Murió de manera inesperada durante una intervención quirúrgica.

A la «Tata» siempre se la consideró como una segunda madre para los hijos de Luis Miguel Dominguín y Lucía Bosé. Lo cierto es que los vio nacer, ya que empezó a trabajar para el torero en la finca que tenía en Saelices (Cuenca), de donde ella era natural; desde entonces, nunca se separó de la familia. «Fueron 50 años viviendo con ellos y criando a esos niños como si fueran suyos. Todos la adoraban, pues pasaban más tiempo con ella que con sus padres. Remedios era una más de la familia y quiso dejar ese dibujo en Somosaguas, donde estaban el resto de los dibujos que Picasso hacía durante sus visitas a los Dominguín. También de esos años es la muñeca de cartón que realizó para una de las hijas y otros cuadros que decoraban la estancia de los juegos de la familia», aclara.

Para los Bosé ese Picasso, siempre ha formado parte de la colección familiar, así que han sido los primeros sorprendidos con esta petición de la Fiscalía, que, de momento, ha dejado sin palabras a la matriarca del clan.