GTRES

Los planes de Meghan Markle y el Príncipe Harry antes de la boda: tú a Coworth Park y yo a Cliveden House

Los novios pasaran su última noche antes de convertirse en marido y mujer separados. Él estará acompañado por su hermano, Guillermo de Inglaterra, y ella compartirá la velada junto a su madre, Doria

MADRIDActualizado:

Se acerca el 19 de mayo, día en el que Meghan Markle y el Príncipe Harry se convertirán en marido y mujer. El palacio de Kensington es un hervidero de ir y venir de gente que ultima los detalles para que todo sea perfecto. Y para ello cuentan con un día menos de lo esperado porque ni la exactriz ni el nieto de Isabel II pasarán la noche antes de la boda en Londres.

Este lunes se han publicado los planes de la pareja para el día antes de darse el «sí, quiero». Como muchas parejas, los novios han decidido seguir la tradición y no dormir juntos su última noche como solteros. Y ambos han elegido dos lujosos hoteles cercanos al castillo de Windsor para descansar antes de un día que estará lleno de emociones.

Una publicación compartida de Coworth Park (@coworthpark) el

El Príncipe Harry se alojará junto a su hermano, Guillermo de Inglaterra, en el lujoso Coworth Park, un hotel a 15 minutos de la capilla de San Jorge que pertenece al grupo hotelero del sultán de Brueni.

Una publicación compartida de Coworth Park (@coworthpark) el

Se trata de un establecimiento de sobra conocido por el duque de Cambridge y su hermano menor, ya que acostumbran a alojarse en él para jugar al polo.

Por su parte, Meghan Markle se alojará, junto a su madre Doria y su misterioso vestido de novia, en el Cliveden House, cuyas habitaciones cuestan unas 1.500 libras por noche. Se trata de un establecimiento con una historia particular, ya que fue el escenario donde John Profumo conoció a Christine Keeler y puso en peligro el gobierno de Harold Macmillan.

Una publicación compartida de Cliveden House (@clivedenhouse) el

En el caso de la novia, el alojamiento escogido está un poco más lejos del castillo de Windsor, a unos 25 minutos. El hotel se encuentra en un edificio construído en 1966 por el duque de Buckingham como un regalo para su amante.

Una publicación compartida de Cliveden House (@clivedenhouse) el

Tras convertirse en marido y mujer, Meghan Markle y el Príncipe Harry no se irán de luna de miel, sino que esperarán unas semanas antes de poner rumbo a un destino desconocido, si bien las últimas informaciones apuntan que la pareja buscaría disfrutar de África, un continente por el que ambos sienten un gran apego.