GTRES

El palacio de Kensington se somete a una remodelación para acoger a Meghan Markle y el Príncipe Harry

La pareja se mudará al Apartamento 1, puerta con puerta del hogar de los duques de Cambridge. Según los diarios ingleses, las obras comenzaron el pasado mes de noviembre

MADRIDActualizado:

Todo Londres vive inmerso en los últimos detalles para la boda del Príncipe Harry y Meghan Markle. También el palacio de Kensington, donde vivirá la pareja tras contraer matrimonio. Varios medios británicos se han hecho eco de las obras que se están llevando a cabo en el edificio, que buscan mejorar y poner a gusto de la pareja el Apartamento 1, su próximo hogar.

Las obras empezaron el pasado mes de noviembre, tras el anuncio del compromiso y, según han contado fuentes cercanas a «Daily Mail», el nieto de Isabel II está ansioso por ver terminada la remodelación de su nuevo hogar. «No ve el momento de mudarse con Meghan», aseguran.

Y eso que la vida en pareja podría ser bien corta. Según los tabloides, el interés de Meghan en que su futuro esposo deje el tabaco y los malos hábitos alimenticios no responde solo a verle en buena forma para la boda, sino también a iniciar una familia tras darse el 'sí, quiero'. Las ganas de la pareja de ser padres les alejan todavía más de Nottingham Cottage, la casa de dos habitaciones que comparten actualmente.

El palacio de Kensington
El palacio de Kensington - GTRES

Nottingham Cottage se encuentra en los terrenos del palacio de Kensington y es el hogar del Príncipe Harry desde la boda de su hermano, Guillermo de Inglaterra. Los duques de Cambridge también ocuparon el pequeño apartamento tras su matrimonio, mientras esperaban el acondicionamiento de su nuevo hogar.

El Apartamento 1, futuro hogar de los futuros duques de Sussex, cuenta con 21 habitaciones y ocupa un ala del palacio. De hecho, está puerta con puerta con el hogar de los duques de Cambridge. Su anterior inquilino era el duque de Gloucester, primo de Isabel II, quien ofreció el inmueble ya que era demasiado grande para una sola persona.

Curiosamente, el Príncipe Harry no será el primer duque de Sussex que habite el apartamento. En 1805, el príncipe Augusto Federico, duque de Sussex, lo recibió de manos de su padre. Tras él sería ocupado por la duquesa de Inverness, la duquesa de Argyll y la duquesa de Kent.