Melania y Donald Trump
Melania y Donald Trump - REUTERS

Melania vuelve a rechazar la mano de Donald Trump

Los rumores de crisis planean en el matrimonio desde hace varios meses. El testimonio de una actriz porno asegurando que mantuvo una relación con el presidente mientras la primera dama estaba embarazada, parece haber dinamitado la convivencia en la Casa Blanca

MADRIDActualizado:

No es la primera vez que Melania Trump intenta zafarse en público de las garras de Donald Trump, incluso le ha llegado a dar un codazo. Desde el comienzo de su mandato, el matrimonio ha estado bajo la atenta mirada de todos precisamente porque se comentaba que entre ellos hay una mala relación.

Y las pruebas lo han demostrado. Son varios los gestos en los que Melania le ha hecho un feo a su marido, y al revés. Y es que los rumores de crisis sobrevuelan a la pareja. Durante su visita a Israel, Melania pareció negarle la mano a su marido nada más bajar del avión. Solo un día después, la primera dama pareció repetir ese gesto al poco de aterrizar en Roma, y las redes sociales se llenaron de comentarios a favor y en contra de Melania bajo la etiqueta #FreeMelania.

En esta ocasión, el presidente y la primera dama, ataviada con un espectacular conjunto amarillo, se encaminaban hacia el helicóptero este lunes, cuando Trump hizo un intento de darle la mano aunque, como suele ser habitual últimamante, sin éxito.

Rumores de crisis

Hace unos días que Melania Trump rompió su silencio sobre los rumores de una supuesta crisis matrimonial con su esposo Donald Trump, como consecuencia de una publicación en «The Wall Street Journal». Se aseguraba que un abogado del presidente de Estados Unidos pagó 130.000 dólares a Stormy Daniels, una antigua actriz porno un mes antes de las elecciones de 2016 para que no revelara que había mantenido relaciones con el magnate neoyorquino diez años antes, un año después de que éste contrajese matrimonio con Melania y justo cuatro meses después de que su esposa hubiera dado a luz al único hijo de ambos, Barron.

La portavoz de la primera dama de Estados Unidos, Melania Trump, desmintió las informaciones aparecidas en los últimos días en algunos medios sobre problemas en su matrimonio con el presidente, Donald Trump. «La lista variada de informaciones falaces y rotundamente falsas sobre la señora Trump por parte de publicaciones sensacionalistas y programas de televisión se ha extendido a los medios generalistas», dijo en un mensaje en Twitter la portavoz, Stephanie Grisham. «Ella está enfocada -añadió- en su familia y en su papel como primera dama estadounidense, no en los escenarios irreales que diseminan cada día las noticias falsas».

Pero lo cierto es que las habladurías no han cesado. Que Melania no eligiese ninguna imagen junto a su marido para celebrar el primer año como primera dama de Estados Unidos, su decisión de no acompañar a Trump al Foro Económico Mundial de Davos y acudir en solitario al primer discurso sobre el Estado de la Unión de su esposo no han hecho más que alimentar los rumores de crisis en su matrimonio.