Cañada Real

Rivas (IU) derriba «por decreto» un poblado chabolista sobre el AVE

La piqueta demolió ayer una decena de infraviviendas en las que vivían 35 personas

La piqueta derriba ayer chabolas en Rivas Vaciamadrid
La piqueta derriba ayer chabolas en Rivas Vaciamadrid - Rafa Albarrán

El Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid, dirigido por Izquierda Unida, procedió ayer al derribo de un asentamiento chabolista en la zona superior del túnel del AVE que pasa por el municipio. La demolición de las infraviviendas no se realizó por orden judicial, sino por un procedimiento administrativo, al tratarse de suelo municipal. Por ello, al Consistorio ripense le bastó con decretar el desalojo y desaparición de las chabolas.

El poblado se encontraba enclavado en la zona pecuaria de la Cañada Real, donde sí se suelen utilizar permisos judiciales para poder echar a bajo estas casas ilegales. Se trataba de alrededor de una decena de construcciones en las que residían unas 35 personas, de origen portugués y etnia gitana, según ha podido saber ABC.

«Antidisturbios»

La piqueta llegó a la zona en torno a las 9.30 de la mañana. El Consistorio desplazó a la Policía Local, pero, en previsión de que pudieran producirse altercados, solicitó la presencia de la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil y del GRS, los «antidisturbios» del Instituto Armado.

Los agentes municipales extendieron un cordón de seguridad en torno a la zona, y comenzaron a llamar casa por casa. Las labores de desalojo se prolongaron hasta bien entrada la tarde y se saldaron con la detención de uno de los chabolistas, por atentado a agente de la autoridad. El arrestado tiene nacionalidad española, precisaron a ABC fuentes policiales.

La acción del Ayuntamiento, presidido por Pedro del Cura, contrasta con la «mano tendida» a los otros habitantes de la Cañada Real a su paso por la localidad. El alcalde siempre ha insistido en una «solución social» para los chabolistas antes de su desalojo.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios