Madrid

Oleada de asaltos en una noche: El Corte Inglés, la tienda del Atleti, una gasolinera y un estanco

Usaron un coche con las placas dobladas y se llevaron 25 bolsos de Gucci y 30.000 euros en tabaco

Interior del estanco tras el asalto en el distrito de Arganzuela
Interior del estanco tras el asalto en el distrito de Arganzuela - ABC
C. HIDALGO/M. J. ÁLVAREZ Madrid - Actualizado: Guardado en:

Madrid fue escenario la noche del domingo al lunes de cuatro importantes asaltos (uno de ellos, frustrado) en apenas cinco horas. Al menos en tres de los sucesos, se trata de la misma banda, según las sospechas de los investigadores consultados por ABC. La Policía Nacional anda tras la pista de los delincuentes.

El primero de los casos tuvo como escenario el centro comercial que El Corte Inglés tiene en el paseo de la Castellana. Ocurrió muy poco después del cierre al público, sobre las 22.40 horas. Los encapuchados llegaron en un coche oscuro y frenaron en seco en el lateral que da a Raimundo Fernández Villaverde. Sabían muy bien lo que buscaban. Porque, en ese punto, se encuentra el espacio reservado para bolsos de lujo. De esta manera, a mazazo limpio, reventaron la cristalera y se apoderaron de un total de 25 Gucci. Aunque ayer no constaba una cuantificación de lo sustraído, estos complementos pueden costar una media de 3.000 euros por unidad.

Los vigilantes del establecimiento se percataron de lo ocurrido, pero, según nuestros informantes, tienen orden de no plantar cara a los asaltantes violentos. Un capítulo similar se vivió una Nochevieja en el centro comercial de Sanchinarro, donde los atracadores sí llegarona agredir a los guardias privados y a esparcer el contenido de unos extintores.

Tres horas y media después, en torno a las 2.15 de la madrugada, se registró un robo en una gasolinera situada en la urbanización Los Cotos de Monterrey (Venturada). Se encuentra a unos 50 kilómetros de la capital, en el eje de la carretera de Burgos (A-1).

Con el mismo coche, un BMW X6 de coloro gris y de matrícula terminada en GPK, cuatro encapuchados intentaron robar en la tienda que el Atlético de Madrid tiene en el estadio Vicente Calderón. Fuentes del caso precisaron que no llegaron a perpetrar el asalto porque fueron vistos por los vigilantes de seguridad, que les vieron rondando y avisaron a la Policía.

Última parada

La placa fue pasada por la emisora, que comprobó que estaba doblada: había sido sustraída a un Toyota. Rápidamente, los ladrones aceleraron, en busca de un nuevo botín. No les hizo falta irse muy lejos, ni siquiera cambiar de distrito. Allí, en Arganzuela, reventaron el cierre de un estanco situado en el paseo de las Delicias, frente al Museo del Ferrocarril.

A fuerza de palanqueta, penetraron en el local y lo dejaron prácticamente vacío. Según la denuncia interpuesta por el propietario, se hicieron con 30.000 euros en tabaco. Se trata, además, de la segunda vez en apenas dos años que este negocio sufre el embiste de unos cacos, explicó el propietario de la expendiduría.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios