La instalación de golf Canal, cerrada desde febrero del pasado año y ahora a punto de iniciar su derribo
La instalación de golf Canal, cerrada desde febrero del pasado año y ahora a punto de iniciar su derribo - ERNESTO AGUDO

A fin de mes se inicia el derribo del campo de golf del Canal de Isabel II

La obra ha sido adjudicada por 312.000 euros, y se espera que los trabajos duren cuatro meses

MADRIDActualizado:

Las instalaciones de golf del Tercer Depósito del Canal de Isabel II, en la calle Islas Filipinas, comenzarán a ser demolidas a finales de este mes de enero, según han confirmado a ABC fuentes de la consejería de Presidencia. La empresa pública Canal, a la que pertenecen los terrenos, ya cuenta con la licencia municipal para desmontar las instalaciones, y ha adjudicado las obras, que se iniciarán en apenas dos semanas.

El permiso del Ayuntamiento llegó el 5 de diciembre. El 19 de ese mismo mes se firmó la adjudicación del contrato de obras, por 312.000 euros y con un plazo de ejecución de cuatro meses. En junio, la instalación estará demolida.

Los trabajos que hay que realizar incluyen desmontar las instalaciones existentes, recuperando el mobiliario, los focos, las farolas y la megafonía; desconexión eléctrica y de la red de saneamiento, abastecimiento y alumbrado; vallado de seguridad de la obra; desmontaje y recuperación de las torres exteriores e interiores; demolición de los edificios y vallado perimetral del recinto.

El campo de golf del Canal tiene que ser demolido por sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid de 2016, que declaró «nulo de pleno derecho» el proyecto con el que el Gobierno regional de la era González trató de regularizar esta instalación.

La asociación «Parque Si en Chamberí» pidió la ejecución de la sentencia, y la sala contencioso-administrativo del TSJM emitió en diciembre de 2016 un auto en el que ordenaba suspender la actividad de golf y restaurar los terrenos a su situación previa a la ejecución del proyecto.

Proyecto futuro

El Gobierno regional sacó a concurso los trabajos y ya los ha adjudicado. En unos días se firmará el contrato y se iniciarán las obras de derribo de la parte dedicada a campo de golf. Queda por ver qué se hace con el espacio, una vez restaurado. De común acuerdo, Gobierno regional y Ayuntamiento de Madrid legalizaron los usos y actividades del resto de espacios, no afectados por la sentencia judicial, y dedicados a zonas deportivas básicas.

Paralelamente, desde noviembre de 2017 el consejero de Presidencia, Ángel Garrido y su equipo trabajan buscando la fórmula para incluir las peticiones de los colectivos vecinales de la zona en este espacio que va a quedar disponible: 45.000 metros cuadrados de terreno, en el distrito de la ciudad con menos zonas verdes y donde viven 150.000 personas.

El proyecto, avanzó el consejero a ABC, «estará finalizado en junio de 2018». Entonces, se sacará a licitación, junto con el resto de trabajos de desmantelamiento que no se incluyen en la primera fase y que se continuarán en una posterior. En todo caso, se prevé que las obras de este nuevo proyecto se prolonguen durante 18 meses. Tras finalizar los trabajos, llegará el momento de conseguir la licencia de funcionamiento para la apertura definitiva de las instalaciones.

El diputado regional del PSOE Diego Cruz ha sido cabeza de las protestas contra esta instalación que se han prolongado durante cerca de 12 años. «Ya es hora de transitar otro camino, un camino de diálogo para los acuerdos y de búsqueda de máximo consenso para ahora sí actuar por y para el interés general», dijo cuando el Gobierno regional de Cifuentes acató la sentencia que ordenaba demoler la instalación.