Galicia

Tres mujeres liderarán el grupo del BNG en el Parlamento gallego

Los nacionalistas se reparten las áreas de trabajo con la Cámara sin todavía constituirse

Pasado, presente y futuro: Las tres caras visibles del BNG en esta legislatura representan a tres generaciones diferentes del nacionalismo gallego para afrontar el inminente mandato de refundación del frente
Pasado, presente y futuro: Las tres caras visibles del BNG en esta legislatura representan a tres generaciones diferentes del nacionalismo gallego para afrontar el inminente mandato de refundación del frente - M. M
DARÍO DOMÍNGUEZ - @abcengalicia Santiago - Actualizado: Guardado en: Galicia

Solo uno de los cuatro grupos con los que se constituirá el Parlamento gallego contará con más presencia femenina que masculina. El BNG no solo contará con una mayoría reforzada de mujeres en su bancada, sino que eligió a tres de ellas para que sean sus cabezas visibles durante la legislatura que todavía no ha comenzado.

Aunque el Parlamento todavía no se constituirá hasta el próximo día 21, los nacionalistas ya se asignaron ayer la áreas de trabajo de las que se encargarán durante el próximo mandato. La líder del partido, Ana Pontón, asumirá como era previsible la portavocía del grupo, así como las competencias en materia de economía, igualdad y autogobierno.

Después del reparto de ayer, queda señalada como una pieza de especial relevancia dentro del partido Olalla Rodil, una joven periodista que ya había acudido en otras listas del BNG a las últimas citas electorales. La diputada electa por Lugo asume la viceportavocía primera y responsabilidades en cuestiones históricamente sensibles para la formación como educación, cultura y lengua, así como el control de la CRTVG.

Otro de los pesos pesados del frente, la pontevedresa Montse Prado, se hará cargo de la segunda de las viceportavocías, así como de las labores de organización del grupo. En cuanto a las áreas temáticas, Prado será la voz nacionalista en sanidad, servicios sociales y pesca. La última de las mujeres de las filas frentistas, la orensana Noa Presas, se responsabilizará de los apartados de energía e industria.

Los dos únicos hombres que ocuparán escaños frentistas, Luis Bará y Xosé Luis Rivas «Mini» serán los portavoces de territorio y medio rural, respectivamente. El primero ya desempeñó labores relacionadas con la materia en el concello de Pontevedra, mientras el segundo fue durante unos meses alcalde en la localidad coruñesa de Boimorto.

La intención de los nacionalistas es la de presentar batalla al PP con una labor de oposición «responsable» y con amplia capacidad propositiva, como acontenció en los últimos cuatro años, en los que los diputados nacionalistas presentaban las mayores ratios de actividad. En el mismo sentido, Ana Pontón evitó avanzar cuál será su estrategia para con los demás grupos izquierdistas de O Hórreo, limitándose a valorar que «nos encontrarán siempre en la defensa de los intereses de Galicia».

Pactos en la Mesa

Una de las primeras cuestiones a dirimir en el nuevo Parlamento es la composición de la Mesa, un órgano clave en el establecimiento del orden del día de los plenos, e importante en cuanto a las retribuciones económicas de los grupos. Un eventual pacto entre nacionalistas y socialistas podría dejar a En Marea fuera de la misma, pero Pontón negó que haya habido ningún contacto y subrayó que «no nos interesan los cargos, sino el trabajo de oposición».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios