Galicia

Sestayo ataca a una edil de su partido por «desconfianza y oscurantismo»

El PSdeG reclama al alcalde que retire las competencias a una de sus concejalas a través de un durísimo comunicado

La acusan de «ocultación sistemática» de información, decisiones unilaterales o «continuismo» con el Partido Popular

Sánchez y Sestayo, durante una comida con simpatizantes en Ferrol
Sánchez y Sestayo, durante una comida con simpatizantes en Ferrol - EFE

No hay temporada sin sobresaltos en el Ayuntamiento de Ferrol. El inicio del curso político en la ciudad naval comienza con otra crisis dentro del bipartito entre Ferrol en Común y PSdeG desencadenada por el segundo. Los socialistas encabezados por Beatriz Sestayo emitieron ayer un durísimo comunicado contra una de sus ediles después de que la Ejecutiva aprobara por 14 votos a favor y 2 en contra la retirada de competencias a María Fernández Lemos, encargada de Urbanismo y Movilidad. La responsabilidad de ejecutar la decisión se la trasladan al regidor rupturista, Jorge Suárez, que no mantiene la mejor de las relaciones posibles con sus socios de gobierno.

Los de Sestayo acusan a Lemos de una retahíla de reproches poco habituales —al menos en público— entre compañeros de partido. Entre ellos «absoluta desconfianza», «oscurantismo», decisiones «unilaterales», «ocultación sistemática de información» o «políticas continuistas con el PPdeG». Estas críticas son especialmente llamativas al ocupar Fernández Lemos «un área de envergadura que dispone al año de más de 2 millones de euros para inversiones», subraya el PSdeG.

«Los últimos meses estuvieron marcados por la ocultación sistemática de información al Partido Socialista de Ferrol sobre las gestiones y negociaciones de Urbanismo, en una falta de transparencia que obliga a adoptar medidas al respecto», justifican. Señalan como ejemplos la forma en que «está acometiendo la gestión del nuevo plan general de ordenación municipal o la negociación del convenido de Defensa».

Los de Sestayo se desmarcan de las actuaciones de su compañera de siglas, ante las que muestran «preocupación», respecto a la peatonalización del centro, «que si bien es un claro objetivo del PSOE no lo son las formas previstas por la edil de hacer coincidir este proceso de manera integral con la reforma de la plaza de Armas», prosiguen.

«Intereses personalistas»

Sostienen que su edil «transmitió también su tajante negativa a acometer actuaciones incluidas en el programa socialista en barrios como Caranza o el Inferniño», entre las que aluden a la reforma del mercado para que cuente con una ludoteca y centro de actividades, o un parque. Y manifiestan: «Ferrol no se pueden permitir más incumplimientos y el PSOE considera preciso e indispensable que se garantice el cumplimiento de su programa y de los compromisos asumidos con la ciudadanía, más allá de intereses personalistas y evitando políticas continuistas con el PP —que dirigió el Concello con mayoría absoluta durante el pasado mandato y que ganó las elecciones de 2015— como se viene produciendo». La defensa final de la decisión también se explica, de forma muy severa, como consecuencia de «una gestión individual y poco transparente que podría generar prejuicios a corto y largo plazo».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios