Galicia

El reparto de cargos en la Mesa, primer escollo para la oposición

Los votos del BNG serán cruciales para romper el desempate entre PSdeG y Marea

Los catorce diputados de En Marea, ayer en la reunión de grupo en el Parlamento de Galicia
Los catorce diputados de En Marea, ayer en la reunión de grupo en el Parlamento de Galicia - M. MUÑIZ

El empate a catorce diputados entre el PSdeG y En Marea puede complicar la constitución de la Mesa del Parlamento gallego —el órgano rector del legislativo— en la primera sesión de la nueva legislatura, prevista para el 21 de octubre. Solo los votos del BNG, en favor de uno u otro grupo, pueden decantar el reparto del vicepresidente segundo de la Mesa y el puesto de vicesecretario, partiendo de la premisa de que el PP hará valer su mayoría para hacerse con la presidencia y nombrar tanto al vicepresidente primero como al secretario.

El reglamento ordena votar simultáneamente las dos vicepresidencias y las secretarías, pero la aritmética parlamentaria salida de las urnas del 25 de septiembre pone encima de la mesa la necesidad de que los dos partidos mayoritarios de la oposición, o bien se pongan de acuerdo entre ellos, o intenten pactar el apoyo de los seis escaños del Bloque Nacionalista Galego. Ya en 2009, los socialistas encabezados por Pachi Vázquez apearon a Alternativa Galega de Esquerda de la dirección del Parlamento al ocupar los dos cargos que le correspondían por mayoría de votos.

El grupo parlamentario de En Marea se reunió ayer por primera vez en la sede de la Cámara para esbozar el encaje de sus «perfiles» en las diferentes áreas de trabajo. El futuro portavoz, Luís Villares, adelantó que tratarían los sillones de la Mesa en las reuniones que mantengan con el resto de grupos. Mientras tanto, no se pronunciarán. Por el contrario, sí aseguró que se respetará el criterio de paridad a la hora de elegir a su segundo (o segundos) de abordo en la portavocía. De momento, en el encuentro con los diputados, Villares señaló su propósito de presentar «a todo el grupo por el conjunto del país» con un itinerario preparado por comarcas «para que se puedan acercara nosotros y explicar la estrategia durante o el primer periodo de sesiones». La hoja de ruta perfilada se llevará a una nueva coordinadora para dar el visto bueno final a la estructura interna.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios