Galicia

La presión de los críticos retrasa la constitución del grupo socialista

Pilar Cancela remite una carta a los diputados electos para «una toma de contacto» pero evita designar portavoz

Xoaquín Fernández Leiceaga a su llegada ayer a la sede del Parlamento de Galicia
Xoaquín Fernández Leiceaga a su llegada ayer a la sede del Parlamento de Galicia - M. MUÑIZ

Nada sale como está previsto en el PSdeG. La rebelión de algunos diputados electos motivó un cambio de estrategia de la gestora y el consiguiente retraso en la formación del grupo parlamentario. De forma inicial estaba prevista ayer la constitución de los equipos de dirección del grupo, pero la advertencia a Pilar Cancela de los críticos de que «no se habían cumplido con las formalidades previstas y que Leiceaga no está legitimado para convocar a los diputados» hizo saltar las alarmas en O Pino y rectificar sobre la marcha. La presidenta de la gestora remitió una carta –a la que tuvo acceso ABC–en la que se encarga a «Xoaquín Fernández Leiceaga las tareas de organización y las cuestiones administrativas del grupo mientras no esté designada formalmente la portavocía y la dirección del mismo».

La comunicación de la presidenta de la gestora dirigida a los diputados da al traste con la intención del candidato socialista a la Xunta de asumir la portavocía. Previamente, en unas declaraciones realizadas a Ep, Leiceaga avanzó el pasado miércoles que convocaría ayer a los parlamentarios y justificó su decisión con «el objetivo de no generar más inestabilidad dentro de la formación que atraviesa momentos convulsos». Su plan se truncó y el diputado evitó el contacto con la prensa el día en que los 14 electos formalizaron sus credenciales en el registro del Parlamento de Galicia.

Cambio de estrategia

La irritación de algunos diputados provocó un cambio repentino de estrategia. El parlamentario, que ya ocupa el despacho principal en las oficinas del grupo, se sintió aludido y evitó ser reconocido como portavoz públicamente. Tendrá que esperar a que la dirección política del PSdeG designe formalmente al nuevo portavoz y lo invista con esa prerrogativa. Y de momento no hay nada previsto.

De hecho su predecesor, José Luis Méndez Romeu, fue designado en la pasada legislatura tras una consulta previa de Besteiro con los diputados y un nombramiento formal por parte de la Ejecutiva gallega, hoy disuelta. En todo caso, los críticos del PSdeGPSOE quieren llevar su plan hasta el finaly no están dispuestos a que «se salgan con la suya». Algunos diputados recuerdan la firmeza de Cancela y Vilán en la anterior legislatura y pretenden que el mismo criterio se utilice en esta nueva etapa. Además, consideran que dada «la precariedad en la que se encuentra la dirección socialista no es necesario tomar decisiones precipitadas y equivocadas».

Los críticos son conscientes también de sus fortalezas y debilidades en el grupo parlamentario. De los 14 diputados, tan solo 4 podrían etiquetarse, y con reservas, como críticos. En la nómina de rebeldes destacan el vigués Abel Losada, el secretario provincial de Orense, Raúl Fernández. También se le podría sumar Begoña Rodríguez Rumbo, de Cerceda y fiel a su alcalde y la pontevedresa María Pierres.

La acreditación de los diputados permitió ver una nueva postal en la sede socialista en O Hórreo. Los clásicos Méndez Romeu, Carmen Gallego o María Quintas dejaron paso a Julio Torrado o al coruñés Juan Díaz Villoslada. Los veteranos estaban encabezados por la orensana Noela Blanco, o el propio Losada.

La incertidumbre sobre el futuro político del PSdeG y del PSOE planeó en la primera cita de los electos. Ninguno quiso hacer declaraciones ni se detuvo ante los medios de comunicación. Leiceaga, quien el miércoles hizo declaraciones sobre una convocatoria que firmó en calidad de candidato a la Xunta, evitó el contacto con los periodistas. La orensana Noela Blanco tampoco accedió dar detalles sobre el plan previsto para la reunión de grupo.

En todo caso la reunión se celebró sin ningún resultado concreto. Se cumplieron con los trámites legalmente previstos y no hubo ninguna manifestación de carácter político. Según las fuentes consultadas por ABC, los pasos a seguir serán el nombramiento del portavoz del grupo y de la dirección para negociar los distintos puestos en la Cámara, la composición de las comisiones y los portavoces de cada área legislativa. Todo vuelve a estar en manos de la dirección interina del PSdeG que deberá despejar también su propio futuro.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios