Galicia

Cinco fuegos calcinan casi 4.000 hectáreas en Orense

Arden 800 hectáreas en el Parque Natural del Xurés, aunque la peor parte se la lleva Oímbra con 1.500 hectáreas

Una anciana en el incendio del municipio orensano de Muíños, que afecta al Parque Natural del Xurés
Una anciana en el incendio del municipio orensano de Muíños, que afecta al Parque Natural del Xurés - EFE

Las altas temperaturas que soporta esta semana la Comunidad hacen imposible por el momento sofocar cinco grandes incendios en la provincia de Orense que ya queman en conjunto 3.875 hectáreas.

El último parte oficial señala que la situación dos de emergencia por proximidad a viviendas sigue vigente en el caso de Monterrei, donde las llamas originadas en la parroquia de Vences cuatro minutos antes de las dos de esta tarde han devastado 130 hectáreas.

El de mayor envegardura se registra en la localidad de Oímbra, en la frontera con Portugal, donde ha ardido 1.500 hectáreas. Es el único en el que está declarada la «Situación 2» por la cercanía de las llamas a vivendas en la parroquia de Bousés. Se inició a las 14.05 horas de este martes y en su extinción participan 4 aviones, 6 helicópteros, 3 palas, 12 motobombas, 29 brigadas, 14 agentes y 2 técnicos, además de la Unidad Militar de Emergencias (UME).

«Es el tercer incendio que se declara en el pueblo este verano. El anterior llegó desde Portugal y se apagó en el cementerio. Ahora ha ardido lo poco que quedaba», ha señalado a Ep la regidora, Ana María Villarino. «Nos sentimos impotentes porque hemos visto arder en pocos minutos el trabajo de toda una vida», lamenta la dirigente de un municipio que está soportando máximas de 40 grados.

También grandes dimensiones tiene el fuego sin control en Muíños, donde se ven afectadas 800 hectáreas del Parque Natural del Xurés. Aunque había sido controlado en la madrugada del martes, el viento reactivo el incendio. Los esfuerzos por sofocarlo implican a 7 aviones, 10 helicópteros, 3 palas, 8 motobombas, 31 brigadas, 6 agentes y 2 técnicos. También aquí se ha desplegado la UME. Llegó a decretarse la «Situación 2», pero ya ha sido desactivada.

Plácido Álvarez, alcalde de Muíños, concello al que pertenece el territorio de Red Natura 2000 calcinado, no tiene duda de que el fuego fue intencionado tanto por sus características. Así lo indicó en declaraciones a Efe, al explicar que «comenzó en tres focos diferentes estratégicamente colocados en la Sierra do Pisco».

En el concello de Boborás arden otras 500 hectáreas, mientras que en Entrimo se contabilizan 400 y en Lobeira otras 50 más.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios