Caballero tras conocer su victoria en las primarias del PSdeG
Caballero tras conocer su victoria en las primarias del PSdeG - EFE

Caballero se impone a Villoslada y será secretario general con el 58% de los votos

El economista vigués venció a su rival en todas las ciudades menos en Vigo, donde logró un 47% de los votos El ganador señaló que espera abrir «un nuevo tiempo» en la formación con el «protagonismo de las bases»

SantiagoActualizado:

Con un holgado margen de votos, de en torno al 58% de la militancia, Gonzalo Caballero lograba ayer la victoria en las primarias del PSdeG y se convertía en el noveno secretario general en la historia de la federación gallega de los socialistas. El economista vigués se impuso a su contrincante, Juan Díaz Villoslada, en todas las ciudades gallegas excepto Vigo, donde el exedil olívico se quedó a apenas 40 votos de superar a su rival, pese a que Villoslada logró sumar a última hora el apoyo del regidor Abel Caballero.

El futuro secretario general de los socialistas gallegos —su nombramiento oficial se producirá en el Congreso socialista del próximo 29 de octubre— rebasó a su oponente incluso en plazas a priori favorables al diputado autonómico. Es el caso de la ciudad de La Coruña, lugar de residencia de Villoslada y en el que Caballero alcanzó un 56% de los sufragios. También en la ciudad de Lugo, el apoyo del entorno del exlíder socialista José Ramón Gómez Besteiro al exgerente de la UDC no impidió la victoria del exedil olívico por un 59%. Más abultado fue el éxito de Gonzalo Caballero en ciudades en las que gozaba de un mayor respaldo por parte de los diferentes líderes territoriales. En Pontevedra, en donde el economista contaba con el apoyo del secretario local Agustín Fernández, recabó el 83% de las papeletas. En Orense y Ferrol, el respaldo al vigués rondó el 70%.

El economista vigués llegaba a la sede de los socialistas gallegos, sonriente y entre aplausos de más de una decena de militantes pertenecientes a su equipo. Tras conocer los resultados definitivos, Gonzalo Caballero se mostró convencido de que su victoria marcará el inicio de un «tiempo nuevo» en el PSdeG con el «protagonismo de las bases». «Debemos abrir una nueva etapa de integración que nos pueda fortalecer, y si somos capaces de hacerlo, estaremos ante un nuevo ciclo en el Partido Socialista», proclamó.

Según los datos facilitados por la presidenta de la gestora del PSdeG, Pilar Cancela, el proceso contó con la participación de un 64% de la militancia. Cancela calificó la victoria del vigués como un éxito «sin paliativos» y deseó que después de estas elecciones internas el socialismo gallego pueda ser capaz de ofrecer a la ciudadanía un «liderazgo fuerte». «Hago un llamamiento a que hagamos más fuerte este partido», señaló. Por su parte, Juan Díaz Villoslada, felicitó a economista vigués por su victoria y se sumó al deseo de que tras la jornada de ayer la formación pueda salir fortalecida para poder «vencer» al PP en las urnas.

La victoria de Gonzalo Caballero supone un nuevo varapalo para algunas facciones del partido que impulsaron la candidatura de Juan Díaz Villoslada. Es el caso del presidente de la Diputación de La Coruña, Valentín González Formoso, el secretario provincial de los socialistas herculinos Julio Sacristán o el entorno del exsecretario general del PSdeG José Ramón Gómez Besteiro. También para el alcalde de Vigo, el éxito de su sobrino simboliza una nueva derrota a nivel interno dado el enfrentamiento público que ambos mantienen desde hace años. Gonzalo Caballero asumirá el liderazgo del partido fuera del escaparate mediático que supone el Parlamento de Galicia, después de quedarse fuera de la Cámara de O Hórreo en las últimas elecciones gallegas. En virtud del pacto alcanzado en los últimos días de campaña, Xoaquín Fernández Leiceaga —recibido ayer con aplausos a su llegada a la sede de los socialistas— continuará al frente de la portavocía del grupo parlamentario. En el congreso de los socialistas gallegos de 2009 no logró reunir los avales necesarios para medirse a Pachi Vázquez. Del mismo modo, tampoco consiguió recabar los apoyos suficientes para medirse a José Luís Méndez Romeu y Xoaquín Fernández Leiceaga en las primarias que la formación celebró el año pasado para escoger candidato a la Xunta. En aquel entonces, el vigués decidió sumar sus apoyos a los de Leiceaga; un apoyo que el economista noiés le devolvió en este proceso interno retirando su candidatura e integrándose en la de su compañero de profesión.

Futura hoja de ruta

Como nuevo secretario general del PSdeG, el exconcejal olívico asumirá las riendas de un partido relegado a la posición de tercera fuerza política en el Parlamento de Galicia y marcado por su debilidad interna tras el año y medio de interinidad que comenzaba con la dimisión de José Ramón Gómez Besteiro en marzo de 2016 a causa de sus diez imputaciones en las operaciones «Garañón» y «Pulpo». Todo un conjunto de retos por delante que el otrora sobrino «díscolo» tendrá que pilotar desde su nuevo despacho en la rúa do Pino.