Política

Podemos condiciona su lealtad a que PSPV y Compromís dejen de ponerle la zancadilla en las Cortes

Antonio Montiel exige a sus socios que respeten las proposiciones de ley «en tiempo y forma»

Antonio Montiel y Fabiola Meco, este martes en las Cortes
Antonio Montiel y Fabiola Meco, este martes en las Cortes - MIKEL PONCE

Podemos no va a ser fácil de contentar y el pago a su lealtad puede ser elevado. La crisis del PSOE en medio de la renovación del Acuerdo del Botánico (aquel que sustenta el Gobierno valenciano) está siendo aprovechada por la formación morada para elevar el tono de exigencia a sus socios de PSPV y Compromís.

La estrategia de presiones comenzaba la semana pasada cuando su portavoz, Antonio Montiel, advertía de que se llegarían a replantear el pacto si el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, acabara propiciando con sus movimientos internos (la dimisión de la Ejecutiva para forzar la caída de Pedro Sánchez) la abstención de los socialistas a la investidura Mariano Rajoy.

Aunque existe división dentro de Podemos respecto a si han de seguir apoyando al PSPV en este escenario, con el paso de los días Montiel ha ido rebajando esta amenaza. En una entrevista con ABC explicaba la importancia de la cuestión valenciana más allá de la nacional. «Si el Acuerdo del Botánico no se amplía en los términos que queremos (con una traslación en la ley de Presupuestos) y además el PSOE está jugando a la solución Rajoy, nosotros nos tendremos que replantear muchas cosas», afirmaba. A nivel nacional, su líder, Pablo Iglesias, aseguraba por su parte que los gobiernos apoyados por Podemos estaban blindados, incluyendo el de la Comunidad Valenciana.

Los avisos, por tanto, se centran ahora en el papel dentro del pacto a tres bandas. A la aceptación de las nuevas medidas presentadas por Podemos para su ampliación, se une ahora otra exigencia a cambio de su lealtad que proviene del descontento a nivel interno: que PSPV y Compromís dejen de marginar sus propuestas legislativas en las Cortes.

Proposiciones legislativas

Varios han sido los casos en los que la formación morada ha visto rebajadas sus pretensiones hasta el momento, un hecho que no ha gustado demasiado. Sobre todo en lo referido a las propuestas estrella que llevarían su sello en los primeros años de legislatura pese a no formar parte del Gobierno, como son la nueva RTVV o la creación de una Agencia Antifraude.

Mientras no han podido reabrir la televisión pública en la fecha que pretendían (llegaron a marcar este verano), la Oficina para «prevenir y erradicar» la corrupción y las prácticas ilegales en el seno de las Administraciones Públicas sigue paralizada en las Cortes.

En este último caso, cuando vea la luz poco tendrá que ver con la propuesta inicial de Podemos. Las enmiendas presentadas por PSPV y Compromís recogían que se solapaba en competencias con otros órganos de la Generalitat, que su adscripción debía ser al Consell y que no podrá tener capacidad de multar o inhabilitar en el cargo a aquellos que cometan infracciones como quería la formación morada.

Montiel manifiestó en la entrevista con este periódico su descontento con este tipo de gestos: «No hicimos un trabajo a tontas y a locas. No entiendo que lo enmienden. ¿Es un problema técnico? Lo podrían haber detectado antes. ¿Era político? Que no lo hubieran firmado. Hay que ser leal con los pactos, y más cuando nacen de una convulsión política».

A la Agencia Antifraude se le une la ley de procedimiento de emergencia ciudadana, que fue planteada en octubre de 2015 y ha pasado ahora a debatirse en comisión. Otra propuesta de la formación morada cuya tardanza en tramitarse también les ha generado cabreo.

A todo ello hacía mención Montiel este martes en su comparecencia. «Los acuerdos también incluyen respetar la autonomía parlamentaria y las iniciativas de Podemos», apuntaba, para remarcar que sus proposiciones de ley tienen que ser «consideradas en tiempo y forma». Un nuevo mensaje a sus socios que esta vez afectaría directamente a la acción parlamentaria de los partidos que conforman el Consell.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios