Política

Podemos carga contra el Ejército por las maniobras antiterroristas y las califica de «juegos de guerra»

La formación morada critica el simulacro realizado este lunes en Alicante presenciado por el Rey

Imagen de las maniobras realizadas en Alicante
Imagen de las maniobras realizadas en Alicante - JUAN CARLOS SOLER

Podemos ha criticado este martes con dureza las maniobras que ha efectuado en Alicante el Mando de Operaciones Especiales (MOE) del Ejército dentro de la formación ante un eventual ataque terrorista. La dirección de Podemos ha calificado de «juegos de guerra» las maniobras a las que asistió Su Majestad el Rey y en las que intervinieron 900 soldados de bases de Alicante, Valencia, Valladolid, Albacete, Murcia, Cantabria, Pontevedra, León, Almería, La Rioja y Canarias.

El ejercicio denominado «Lucentum» es uno de los quince que se han desarrollado en los diez últimos días en varios puntos de España dentro de la operación «Empecinado».

Según Podemos Alicante, «la operación consistía en un abundante despliegue de medios aéreos, muy intensa en determinados momentos, con helicópteros de carga, de transporte y de combate. Los técnicos militares sabrán si esos medios son los adecuados para una operación antiterrorista. Puede que en Siria sí, aunque todo el mundo conoce ya los efectos colaterales de sufrimiento y crisis migratoria. Ignoramos si Alicante es un objetivo militar, un objetivo terrorista o, simplemente, las maniobras se han hecho aquí porque aquí tiene su base el Mando de Operaciones Especiales».

[Fotogalería con las imágenes de las maniobras]

Para Podemos, «no parece que una ciudad con cerca de 300.000 habitantes sea el mejor de los campos de entrenamiento militar. El continuo sobrevuelo naves pesadas sobre zonas densamente pobladas no sólo es muy molesto, también es sumamente peligroso».

Según la formación morada, «Alicante, que ya contribuye a la defensa nacional con el alojamiento en Rabasa del Mando de Operaciones Especiales, no es un Parque Natural, pero es una ciudad llena de niñas, de personas adultas, de animales, de plantas, de edificios, de barrios que ha costado décadas y décadas construir con sus hospitales y escuelas». Por ello, concluye que «no cabe ninguna duda de que no es el sitio adecuado para juegos de guerra».

Toda la actualidad en portada
publicidad