Política

Juan Carlos Moragues mantiene su agenda ajeno a un posible relevo en la Delegación del Gobierno

El representante del Ejecutivo aspira a seguir en el cargo frente al cambio que desea la dirección regional del PP

Imagen de Moragues durante su visita de este lunes a Teulada
Imagen de Moragues durante su visita de este lunes a Teulada - ABC

El delegado del Gobierno en la Comunidad Valenciana, Juan Carlos Moragues, mantiene su agenda ajeno a los movimientos en el seno de la dirección regional del Partido Popular para que la vicepresidenta del Ejecutivo, Soraya Saenz de Santamaría, ordene un relevo para dotar al cargo de un perfil más «político» para contrarrestar al Consell en los dos años y medio que restan de legislatura autonómica.

Moragues quiere continuar en el cargo. A pesar de que se había especulado con su posible marcha a Madrid, los nombramientos del área económica del Gobierno (su especialidad, ya que es inspector de Hacienda) le han dejado fuera. Salvo que finalmente fuera redirigido al tercer escalón (en una Dirección General o similar en algún Ministerio), el Gobierno se enfrenta a la tesitura de relevar a un delegado con una hoja de servicios impoluta pero al que desde el partido se le achaca que no ha ejercido de contrapeso del Consell.

El delegado del Gobierno se ha afanado por «vender» la gestión del Ejecutivo en una coyuntura especialmente compleja. No hay grandes obras que inaugurar mientras sigue en vigor un modelo de financiación autonómica que perjudica los intereses de la Comunidad Valenciana.

Pese a ello, a primera hora de este lunes, y a la espera de que el Consejo de Ministros mueva ficha en relación a los delegados del Gobierno (podría ser el próximo viernes), Moragues ha asistido a la finalización de las obras de acceso a la Cala Cap Blanc de Teulada.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios