La exedil María José Alcón, en una imagen de archivo
La exedil María José Alcón, en una imagen de archivo - ROBER SOLSONA
Tribunales

Investigan si el perito de las defensas del PP en el caso Taula es un condenado por asesinato

Anticorrupción solicitará su retirada de la causa y la nulidad de sus actuaciones si se confirma su identidad

VALENCIAActualizado:

La sorpresa ha marcado la citación de este miércoles para analizar la grabación realizada en abril de 2015 por los agentes de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil a la exconcejala del PP en el Ayuntamiento de Valencia María José Alcón -esposa del exvicealcalde Alfonso Grau-, en la que confesaba a su hijo la supuesta mecánica de blanqueo que se produjo en el grupo municipal popular durante las elecciones 2015.

Un grupo de defensas de los ediles investigados, que tratan de invalidar estas grabaciones -una de las pruebas clave en la instrucción del caso Taula- por considerar que están manipuladas, han acudido a sede judicial con el objetivo de analizarlas. Para ello, han contratado a un perito cuyo nombre no se había desvelado hasta la jornada de hoy y que ahora investiga Fiscalía Anticorrupción.

Se trataría de Luis Enrique Hellín Moro, un exconvicto cuya identidad real es Emilio Hellín Moro, condenado a 43 años por asesinato en 1980 por haber acabado con la vida de la joven de izquierdas Yolanda González en un atentado cometido en Madrid por cinco miembros del grupo 41 del Batallón Vasco Español. Si se confirma que es la misma persona, el Ministerio Público solicitará su retirada de la causa como perito de parte y la nulidad de sus actuaciones. Hellín Moro ya ha intervenido en otras causas mediáticas, como la del caso José Bretón.

Durante la pericial, además, el juez encargado del caso no le ha permitido introducir el CD en el que estaba registrada la grabación en un ordenador propio, según explican fuentes judiciales, quienes también remarcan el escaso valor que podría tener el informe pericial que finalmente presentaran las defensas.

En la conversación que se pretendía analizar, María José Alcón aseguraba: «Yo les tenía que hacer una transferencia legal para blanquear dinero, vamos, corrupción política total (...) y me daban dos billetes de quinientos». Un contenido que los abogados consideran excesivamente didáctico por los detalles que ofrece.

Emilio Hellín fue condenado a 43 años de prisión por asesinato dos años después de haberse afiliado al partido Fuerza Nueva de Blas Piñar. Tras su detención en febrero de 1980, se fugó en agosto de la prisión de Alcalá de Henares (Madrid); fue capturado a las pocas horas y trasladado a Herrera de la Mancha (Ciudad Real) y posteriormente a Cartagena (Murcia), donde protagonizó otro intento de fuga.

En febrero de 1987 huyó de España mientras disfrutaba de un permiso de seis días que le había concedido el juez de vigilancia penitenciaria de Valladolid, y se estableció en Paraguay, donde fue detenido por la Interpol cuando intentaba pasar a Argentina. Fue encarcelado de nuevo en España y en verano de 1995 obtuvo el tercer grado penitenciario.