SALUD

Una investigación de la UMH da esperanzas para detectar el Alzheimer antes de que haya síntomas

Los científicos de Elche han localizado un marcador diagnóstico que cambia cuando todavía no se ha manifestado la enfermedad

Congreso sobre enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer celebrado en Alicante
Congreso sobre enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer celebrado en Alicante - JUAN CARLOS SOLER

Un grupo de investigadores del Instituto de Neurociencias, centro mixto de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), ha abierto una puerta para en el futuro poder anticiparse al Alzheimer al detectarlo antes de que se produzcan sus síntomas.

Tal como ha publicado la revista «Molecular Neurodegeneration», este equipo de científicos ha detectado cambios en un nuevo marcador diagnóstico para el Alzheimer antes de la manifestación clínica de la enfermedad. Esta investigación, codirigida por el profesor del Área de Bioquímica y Biología Molecular de la UMH Javier Sáez Valero y por la investigadora de la Fundación para el Fomento de la Investigación Sanitaria y Biomédica de la Comunitat Valenciana (Fisabio) María Salud García Ayllón, ya fue pionera en demostrar la existencia de complejos de la proteína denominada presenilina-1 en el líquido cefalorraquídeo y proponerla como un marcador diagnóstico para el Alzheimer, han destacado desde la UMH.

La presenilina-1 está íntimamente ligada al desarrollo del Alzheimer, ya que su acción determina la generación del péptido β-amiloide, que provoca el desarrollo de la enfermedad. En la continuidad de sus investigaciones, ahora han demostrado que los niveles de presenilina-1 en el líquido cefalorraquídeo varían con la edad, lo que es importante para valorar sus cambios. Pero como señalan, lo más relevante es que determinan cambios en personas que genéticamente están determinadas a padecer Alzheimer, incluso antes de la aparición de ningún deterioro clínico.

Aplicarlo en hospitales

Un escasísimo porcentaje de los enfermos de Alzheimer son “familiares”, ello quiere decir que si son portadores de mutaciones desarrollarán la enfermedad. Las personas con síndrome de Down expresan niveles anormalmente altos del β-amiloide por la trisomía genética que presentan y esto también determina una muy alta posibilidad de padecer Alzheimer. Estos casos de demencia Alzheimer temprana, aunque muy raros, son muy útiles en investigación ya que permite estudios de cambios pre-sintomáticos. En personas mayores con deterioro cognitivo leve (DCL) de tipo Alzheimer, también se han podido determinar cambios en los niveles de presenilina-1 en el líquido cefalorraquídeo, por lo que se tiene esperanzas que este pueda ser un marcador que ayude a un diagnóstico antes de la aparición de un cuadro clínico claro.

Según los autores del estudio, todavía queda un arduo trabajo de desarrollo antes de poder trasladar estos resultados a la clínica hospitalaria, ya que se deben caracterizar más y mejor los complejos de presenilina-1 para desarrollar protocolos de medida más fáciles y reproducibles que los que ellos aplican en el laboratorio de investigación.

El grupo del investigador de la UMH Sáez Valero, también, pertenece al Centro de Investigación Biomédica en Red sobre Enfermedades Neurodegenerativas (CIBERNED), una iniciativa del Instituto de Salud Carlos III para mejorar en la lucha contras las enfermedades neurodegenerativas y neurológicas. Y a esta línea de trabajo también contribuyen otros especialistas de Barcelona, según las mismas fuentes.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios